Dos miembros de 'La Manada' no recurrirán su procesamiento por el caso de Pozoblanco

Dos miembros de 'La Manada' no recurrirán su procesamiento por el caso de Pozoblanco

El abogado de la denunciante ya ha comenzado a preparar su escrito de acusación.

'La Manada' tienen una nueva causa pendiente tras el procesamiento que el Juzgado de Primera Instancia e Intrucción número 1 de Pozoblanco (Córdoba) dictó contra el grupo de sevillanos por los supuestos abusos sexuales cometidos sobre una joven de 21 años que conocieron en la Feria de Torrecampo en mayo de 2016. Según ha avanzado la defensa de varios de los acusados, dos de ellos no presentarán recurso ante el citado auto.

El procesamiento incumbe a José Ángel Prenda, Antonio Manuel Guerrero, Alfonso Jesús Cabezuelo y Jesús Escudero, que fueron denunciados en 2016 por la joven por supuestamente haber sufrido abusos sexuales por parte de los cuatro. Cabe destacar que el año de la denuncia es el mismo en el que cometieron la violación grupal a otra joven durante las fiestas de San Fermín. Ángel Boza, que se encuentra en prisión preventiva por el robo con violencia de unas gafas de sol, es el único miembro de 'La Manada' que no se encuentra dentro de los acusados por este caso.

José Ángel Prenda y Jesús Escudero "José Ángel Prenda y Jesús Escudero"

Ha sido Agustín Martínez, abogado de Prenda y Escudero, el que ha revelado que no recurrirá el procesamiento de sus clientes "por motivos técnicos y que, en el momento procesal oportuno", los pondrá de manifiesto, según recoge Europa Press. El letrado también ha opinado que "no responde a la realidad, ni de los hechos denunciados, ni de lo que ocurrió, el relato que plantea el escrito de la juez instructora", por lo que apunta que le resultará "complejo pero factible desmontar las acusaciones que se vierten en el escrito".

El auto dictado por la jueza relata cómo se produjeron los hechos: "Ella decide volver a Pozoblanco con los investigados, montándose en el vehículo propiedad de Antonio Manuel. Tras subirse al vehículo, la víctima cae en un estado de profunda inconsciencia, estado que es aprovechado por los cuatro investigados para realizarle tocamientos en el pecho".

Por su parte, el abogado Blas Arévalo, que representa a la joven que denunció los hechos y por los que se ha dictado el auto de procesamiento, ha anunciado que tampoco presentará recurso contra el mismo. Así, comenzará a preparara su escrito de acusación contra los miembros de 'La Manada' que serán juzgados.

El procesamiento llega después de que el pasado mes de junio el mismo juzgado pozoalbense impusiera a los cuatro investigados la prohibición de acercarse a menos de 500 metros de la denunciante y de comunicarse por cualquier medio con ella. 

Delito leve por maltrato y contra la intimidad

Los cuatro miembros de 'La Manada' procesados por el caso de Pozoblanco "Los cuatro miembros de 'La Manada' procesados por el caso de Pozoblanco"

A los procesados no solo se les imputa un delito por abuso sexual, sino que también se suma uno leve por maltrato y otro contra la intimidad.  En cuanto al segundo, la jueza hace referencia a las grabaciones realizadas con el móvil para su posterior difusión en el chat de 'La Manada' y en otro llamado 'Peligro'. En este segundo recibieron los siguientes comentarios en respuesta a los vídeos que enviaron "Anda, que aproveche", "Bukake", "Madre mía, ¿cloroformo?" o "Qué habilidad, conduciendo con una mano y cogiendo una teta con la otra".

Respecto al delito leve por maltrato de obra, se procesa a Alfonso Jesús Cabezuelo, el militar de 'La Manada', por el siguiente motivo. "Éste se ofrece a llevarla a su casa. Al llegar a la altura del domicilio de la víctima, ésta se despierta, momento en el que Alfonso dice que le haga una felación y ante la negativa de ésta, le da una bofetada en la cara y otra en el brazo, echándola del coche, mientras le dice: 'eres una puta'".

Cabe recordar que tanto los imputados por el caso de Pozoblanco como Ángel Boza, integrantes de 'La Manada', ya han sido condenados a nueve años de prisión por un delito de abuso sexual contra una joven de 18 años en los Sanfermines de 2016, dos meses después de lo ocurrido en la Feria de Torrecampo. Ante el recurso presentado, se decretó libertad provisional a la espera de que la sentencia sea firme. 

Comentarios