La Fiscalía pide 4 años de prisión para Ángel Boza, miembro de 'La Manada' por el robo de unas gafas

La Fiscalía pide 4 años de prisión para Ángel Boza, miembro de 'La Manada' por el robo de unas gafas

Al miembro de 'La Manada' también se le impone la inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo y la pena de 300 euros de multa.

Noticias Itahisa Hernández Itahisa Hernández 20 Septiembre 2018 17:00

Ángel Boza, miembro de 'La Manada', se encuentra actualmente en prisión provisional por robar unas gafas de sol en un centro comercial. Debido a esto y tras la investigación de los hechos, Boza se enfrenta a una nueva condena de cuatro años de prisión. El fiscal del caso ha considerado que cometió un delito de robo con violencia e intimidación y un delito leve de lesiones.

Según la Fiscalía de Sevilla en el escrito de conslusiones provisionales, el acusado es "criminalmente responsable" de los delitos de los que se le imputa, en concepto de autor. Por esto, el Ministerio Público considera que aparte de la prisión de cuatro años también se proceda a la inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena por el delito de robo y la pena de 300 euros de multa, con responsabilidad personal subsidiaria en caso de impago de 25 días de privación de libertad por el delito leve. 

Asimismo, una vez examinadas todas las grabaciones del suceso y las declaraciones de los vigilantes de seguridad, el ministerio público solicita la apertura de juicio oral contra Boza. Igualmente, el acusado deberá indemnizar a uno de los vigilantes con 232 euros  por las lesiones que le ocasionó al golpearle con su coche en la cadera que le provocó "siete días de perjuicio personal básico"

Ángel Boza fue detenido el 1 de agosto "Ángel Boza fue detenido el 1 de agosto"

Los hechos según la Fiscalía

En el escrito de acusación, la Fiscalía ha procedido a redactar cómo fueron los hechos. Todo comenzó a las 19:15 horas del pasado 1 de agosto, cuando acudió al centro comercial El Corte Inglés de la Plaza del Duque de la Victoria de Sevilla, donde "con la intención de hacerlas suyas sin abonar su importe, se apoderó, tras arrancar el dispositivo de seguridad que llevaban colocado, de un par de gafas de sol, cuyo precio de venta al público era de 148 euros", según relatan. 

Después se dirigió a la zona de parking donde fue seguido por uno de los vigilantes, "encontrándose ya a bordo de su turismo, de la marca Opel Astra, y dispuesto a abandonar el parking, fue requerido por un segundo vigilante, que le esperaba al final de la rampa de salida, para que detuviese el vehículo", sin embargo, no lo hizo. Finalmente, fue localizado por la Policía Local en una de las avenidas de la capital hispalense.

Sin embargo, el miembro de La Manada reconoció ante el juez el robo pero no las agresiones a los vigilantes de seguridad, por esto, su defensa solicitó la puesta en libertad al considerar que se trató solo de un hurto, pero fue rechazada. 

Comentarios