Buscar
Usuario

Política

Rodrigo Rato ya puede disfrutar de permisos tras obtener el segundo grado penitenciario

Siendo el único de los 15 condenados aún en régimen de segundo grado, la justicia volverá a revisar su caso a lo largo de los próximos seis meses.

Rodrigo Rato ya puede disfrutar de permisos tras obtener el segundo grado penitenciario

Rodrigo Rato ya puede solicitar permisos penitenciarios después de que Instituciones Penitenciarias y la cárcel de Soto del Real confirmaran en el mes de noviembre que se le mantenía en régimen de segundo grado, en un estado más avanzado, pero sin recibir aún la semilibertad. Fue el día 22 cuando decidieron hacerlo público.

El reo ha cumplido ya un cuarto de la condena que le fue impuesta por la justicia tras el escándalo de las 'tarjetas black', sin embargo, también se encuentra a la espera de recibir otra pena. La Fiscalía pide que su estancia en prisión se eleve ocho años y medio más por la salida a bolsa de Bankia.

El ex vicepresidnete del Gibierno podrá realizar salidas durante un máximo de 36 días al año, pero no podrá estar más de una semana fuera de Soto del Real. Este derecho se le ha ofrecido después de que el preso haya cumplido un cuarto de la condena con la que fue sentenciado, una de las más altas en el caso de las 'tarjetas black', cuatro años y seis meses. En los próximos seis meses, el caso del expresidente de Caja Madrid volverá a ser revisado y se valorará si se le concede la semilibertad.

El único que aún se encuentra en régimen de segundo grado inicial

Rodrigo Rato, en el momento de su detención en 2005 "Rodrigo Rato, en el momento de su detención en 2005"

De los procesados por la trama anteriormente mencionada, Rato es el único que aún cuenta la clasificación inicial que le fue aplicada a su entrada en prisión el pasado 25 de octubre de 2018 y, por el momento, no se espera que abandone el régimen ordinario. 

Desde el pasado mes de agosto, 11 de los 15 los que fueron condenados por el Tribunal Supremo y la Audiencia Nacional van a la prisión de Navalcarnero o Soto del Real a dormir de lunes a jueves, y gozan del régimen de semilibertad. Ellos dependen ahora de Centros de Inserción Social (CIS), destinados a aquellos a los que las autoridades competentes deciden otorgar el tercer grado penitenciario.

Hasta hace algunas semanas, junto a Rato se encontraban aún en prisión, sin cambio alguno con respecto a su situación inicial, el exconsejero a propuesta de Izquierda Unida, José Antonio Moral Santín; Francisco Baquero, de Comisiones Obreras, y el ex secretario de Estado de Hacienda, Estanislao Rodríguez-Ponga.

Actualmente, solo el exmandatario del Fondo Monterario Internacional es el único que continúa en la cárcel con el segundo grado, pues en noviembre también fue revisado el caso de Moral Santín, por el que la Fiscalía pidió su absolución en el juicio con motivo de la salida a bolsa de Bankia y, por tanto, ya disfruta del tercer grado. Los otros nombres disfrutan de este régimen desde el mes de septiembre. 

Artículos recomendados

Comentarios