laSexta vuelve a reemplazar a TVE como referente informativo en el Debate del 13-J

laSexta vuelve a reemplazar a TVE como referente informativo en el Debate del 13-J

La cadena pequeña de Atresmedia se convierte en la opción preferida por los espectadores para ver el 'Debate a 4' del 13-J, consolidando una vez más su perfil informativo.

Televisión David Carro David Carro 14 Junio 2016 09:36

Muy grave tiene que ser la situación de una televisión pública que este 2016 cumple 60 años de historia y tradicionalmente ha sido referente informativo para que, cuando llegue un momento histórico como el primer debate de nuestra democracia entre cuatro candidatos a la presidencia, no sea elegida como el lugar para vivir dicho momento.

A nivel nacional, La 1, Antena 3, Telecinco, laSexta y 13TV emitieron este 13 de junio el debate entre Rajoy, Sánchez, Iglesias y Rivera. La Academia de la Televisión fue la organizadora y cedió la señal a los canales que estuviesen interesados, de ahí que hubiese un moderador por cada grupo audiovisual. Cuando una cadena elige emitir esta clase de acontecimiento informativo no lo hace por una motivación pura de búsqueda de audiencia, sino que hay detrás otra clase de incentivos, como adquirir prestigio entre el público y que este confíe en tu propuesta para informarse de la actualidad. Así pues, el pastel prometía dividirse bastante entre unos canales que retransmitían exactamente la misma señal.

Los políticos del Debate del 13-J "Los políticos del Debate del 13-J"

¿El resultado? Fue una cadena pequeña, secundaria, de apenas 10 años de vida, la que se llevó el premio gordo. laSexta fue la elegida por 2,6 millones de espectadores, un 14,1% de share, tal y como informan nuestros compañeros de FormulaTV. TVE quedó de este modo relegada a una segunda opción con 2,4 millones y un 13,2%. Por su parte, Telecinco obtuvo 2,2 millones y un 12,1% de share y, Antena 3, 2 millones y un 11%. El papel informativo de las grandes cadenas privadas también quedó en entredicho, aunque este es un tema diferente.

La diferencia entre laSexta y TVE no es abismal (apenas 167.000 espectadores y 9 décimas de share) pero sí muy significativo. Hace no tanto tiempo TVE habría arrasado con este tipo de emisión. Construir la confianza del espectador exige mucho tiempo y mucho trabajo pero es muy fácil de echar por tierra, sobre todo cuando accede un gobierno nuevo al poder: basta con unos ceses ideológicamente descarados, un cambio de la normativa que rige la cúpula directiva y unos informativos que dejan de informar de determinados asuntos espinosos para el gobierno. Si a ello le sumamos que los propios trabajadores de la cadena denuncian manipulación a favor del gobierno, nos encontramos con un prestigio absolutamente deteriorado.

Un nuevo panorama televisivo y el desprestigiado género de los informativos

No se puede culpar de esta situación al nuevo panorama televisivo, con un mayor número de cadenas que se reparten la audiencia. Este es un factor importante, pero para que TVE siguiese siendo la opción preferida como referente informativo hace falta un trabajo continuado. Sin ir más lejos, en las pasadas elecciones generales el ente público se dejó 'adelantar' por Atresmedia, que emitió un debate a cuatro acorde con los cambios políticos españoles, mientras que La 1 acogía el 'cara a cara' con olor a naftalina entre Rajoy y Sánchez, organizado por la Academia.

Los espectadores prefieren informarse en programas como 'Salvados' "Los espectadores prefieren informarse en programas como 'Salvados'"

Obviamente, si el espectador está acostumbrado a informarse con 'Al Rojo Vivo', elegirá el previo de laSexta frente al resto de cadenas. La cadena verde lleva años desarrollando formatos de debate, análisis, entrevistas y reflexión sobre asuntos de actualidad, que son el tipo de contenidos con los que el espectador de hoy prefiere informarse. Los informativos siguen ahí, tratando de renovarse con grandes pantallas y presentadores que caminan con sus piernas, mientras sufren el desprestigio derivado de condensar la actualidad (distorsionada o no) en apenas media hora y tratar de diferenciarse de la competencia con noticias cada vez más sensacionalistas e impactantes.

La política y la actualidad en televisión son ahora más que nunca un espectáculo, pero sigue habiendo espacio para conversar en profundidad sobre temas que interesan al espectador. laSexta ha sabido encontrar su hueco en este panorama, mientras que La 1 se va quedando atrás con un perfil que, por desgracia, no solo resulta más anticuado sino también de menor confianza para el espectador.

Comentarios