Buscar
Usuario

Política

Rajoy rechazó el plan para la cosoberanía de Gibraltar de Margallo porque 'era un lío'

El exministro de Exteriores Margallo cuenta en una entrevista que Rajoy no quiso luchar por la cosoberanía de Gibraltar.

Rajoy rechazó el plan para la cosoberanía de Gibraltar de Margallo porque 'era un lío' Rajoy rechazó el plan para la cosoberanía de Gibraltar de Margallo porque 'era un lío'

Foto: PA Wire/Press Association Images / Cordon Press

José Manuel García-Margallo, exministro de Exteriores y actual eurodiputado del PP, ha explicado que el expresidente del Gobierno, Mariano Rajoy, rechazó su plan para recuperar la cosoberanía de Gibraltar porque "era un lío". Así lo ha contado Margallo en una entrevista para Catalunya Press recogida por Europa Press.

Durante el Gobierno de Rajoy, Margallo trató de doblegar sus esfuerzos para conseguir parte de la soberanía de Gibraltar y poner fin a ese paraíso fiscal. Mientras que desde Reino Unido comenzaban las negociaciones del Brexit con el resto de Europa, en España, Rajoy se rendía.

"Eso era un lío"

Rajoy rechazó el plan de cosoberanía de Gibraltar porque "Rajoy rechazó el plan de cosoberanía de Gibraltar porque "era un lío""

"La explicación oficial que me dio el presidente es que eso era un lío", confiesa el exministro. "Le dije que naturalmente que es un lío, si lo perdimos hace 300 años, no nos lo van a devolver a la hora del desayuno con una caja de bombones, habrá que pelearlo", continúa.

Margallo también ha hablado de que Rajoy "no contempló la negociación en los mismos términos". Cuando el siguiente ministro de exteriores, Alfonso Datis, llegó a Moncloa, fue todavía más complicado llegar a un acuerdo. "Simplemente tenía una línea radicalmente diferente, eso explica el cambio en el ministerio", cuenta Margallo. Datis se opuso a su idea y dijo que "la soberanía no estaba encima de la mesa".

Algo en lo que no está nada de acuerdo el exministro, ya que ha recalcado que la Unión Europea estableció que ningún acuerdo con Reino Unido sobre Gibraltar podría concluirse sin un acuerdo previo entre España y los ingleses. "Nos dieron el derecho de veto y podíamos haber hecho lo que hubiésemos querido. Teníamos todas las cartas en la mano".

Reino Unido y Gibraltar, según afirma Margallo, consiguen todo lo que quieren, mientras que España "no consigue absolutamente nada". Sin embargo, es optimista respecto al futuro del peñón ya que cree que la Unión Europea no estará dispuesta a "aceptar a unas Islas Caimán, un paraíso fiscal, en su frontera sur". El exministro ha querido lanzar una última advertencia, porque si no se para esto, los gibraltareños "se convertirán en unos españoles que viven sin pagar impuestos".

Artículos recomendados

Comentarios