Rajoy es candidato a la investidura... sin comprometerse a presentarse

Rajoy es candidato a la investidura... sin comprometerse a presentarse

Rajoy aceptó el encargo del rey Felipe VI de ser candidato para la formación de gobierno pero no ha confirmado su asistencia a la sesión de investidura. Tanto él como Ana Pastor han esquivado las preguntas de la prensa en esta materia.

Política Manu Barrena Manu Barrena 29 Julio 2016 09:18

La tarde del jueves pintaba decisiva para la política española pero tras los últimos movimientos, todo parece que vaya a quedarse igual. Todas las miradas estaban puestas en Rajoy, quien parecía que iba a tomar la decisión final y finalmente presentarse como la única opción viable para formar gobierno en nuestro país después de 7 meses de incertidumbre.

Finalmente, el rey Felipe VI encargó a Rajoy la tarea de intentar convertirse en Presidente de Gobierno de nuevo. Este aceptó pero lo que no confirmó en ningún momento es que se fuera a presentar a la votación de investidura. En otras palabras, Rajoy acepta la orden del Rey pero si comprueba que no tiene apoyos suficientes en el Congreso de los Diputados, abandonará la tarea para dejar hueco a otro candidato. Esta medida no tiene precedentes en la política española y deja al panorama electoral en la cuerda floja. Apenas ningún pacto político tiene apoyos suficientes para formar un equipo de gobierno estable y este movimiento de Rajoy no ayuda a que la situación se resuelva más o menos pronto.

Mariano Rajoy con la incertidumbre por bandera "Mariano Rajoy con la incertidumbre por bandera"

Por si esto fuera poco, Rajoy deja la Constitución al límite al violar el artículo 99 según algunas voces. Este artículo afirma que el candidato designado por el Rey debe someterse al proceso de investidura. "El candidato propuesto conforme a lo previsto en el apartado anterior expondrá ante el Congreso de los Diputados el programa político del Gobierno que pretenda formar y solicitará la confianza de la Cámara", afirma este artículo que todos los partidos políticos han puesto como ejemplo tras las palabras de Mariano Rajoy tras reunirse con el rey Felipe VI.

Tanto en dicha rueda de prensa como la efectuada por Ana Pastor momentos después ambos dejaron la nube de la incertidumbre sobre el Congreso al no despejar cualquier tipo de duda sobre qué pasará si Rajoy lleva adelante su amenaza de echarse a un lado si no consigue los apoyos suficientes. Esta decisión ha sido mal vista por los grandes partidos (Unidos Podemos, PSOE y Ciudadanos).

Rajoy con Felipe VI "Rajoy con Felipe VI"

Unidos Podemos ha rechazado en bloque esta acción. Los socialistas han afirmado que Rajoy "tiene derecho a declinar más adelante el encargo que ha aceptado si eso no lo acompaña con su carta de dimisión". Ciudadanos, en cambio, pidió explicaciones ayer por la tarde mientras que esta mañana Inés Arrimadas ha afirmado que no hay que tirar la toalla por una gran coalición del PP, PSOE y Ciudadanos.

Con este panorama político de aparente inmovilismo solamente queda esperar cuándo tendrá lugar la sesión de investidura (si la tiene) y quién apoyará o se abstendrá en la hipotética votación que haga Mariano Rajoy. Porque hoy por hoy es eso o unas terceras elecciones el 27 de noviembre.

Comentarios