Convierten a las princesas Disney en fabulosas jóvenes millennials

Convierten a las princesas Disney en fabulosas jóvenes millennials

La ilustradora ucraniana Daria Artemieva ha transformado a las queridas princesas Disney en auténticas jóvencitas contemporáneas.

Hemos crecido con ellas, nos hemos reído, hemos llorado, hemos soñado y hemos visto cómo hacían realidad sus sueños. Ahora somos nosotros los que podemos ver cómo las princesas Disney serían fuera de todos esos fantásticos escenarios a través de los cuales les pusimos nombre, voz y cara.

Las princesas Disney con un icono de la cultura pop y, más allá de sus particulares cuentos, han protagonizado revisiones de sus historias y personalidades de todo tipo. Así, hemos podido ver a todas y cada una de ellas envejecidas, como mujeres trabajadoras, en modo heavy, protagonizando dramas de la sociedad actual como el maltrato, la prostitución o las drogas. Y todo gracias a fotógrafos o ilustradores que renuevan la magia de Disney.

La última ha traido a la actualidad a las princesas Disney para converlas em unas verdaderas millennials. A través de Instagram, la ilustradora Daria Artemieva ha compartido sus sorprendentes creaciones. En ellas, Ariel, Cenicienta, Blancanieves, Pocahontas o Bella podrían ser perfectamente nuevas amigas. Todas visten a la moda, algunas son verdaderas ir girls y, desde luego, todas están enganchadas a su smartphone

La ucraniana ha querido plasmar los personajes de multitud de cuentos, que han formado parte de la infancia de todos, en peculiares y diferentes ilustraciones en las que se puede apreciar la hipotética vida de las princesas como si hubieran sido parte de la generación millenial

Selfies, hamburguesas, gorras... y Coachella

Inimaginable, inesperado y sorprendente. Serían tres de los términos que podríamos utilizar para describir a Blancanieves tomándose un selfie, a Cenicienta degustando con gran entusiasmo una apetecible pizza o a Pocahontas como la más fancy de todas al verse en Coachella. Estas son algunas de las ilustraciones que la artista nos ha regalado, en las que ha decido enmarcar a los personajes en tantos escenarios modernos como accesorios y ropa de marca

Si hay algo que no han dejado atrás es su pizpireta, coqueta e intrínseca belleza. Disney siempre será Disney y las princesas nunca dejarán de soñar, ya sea con el amor... o con tomarse la foto más instastyle posible. Sus rasgos y características más personales y reconocibles han sabido adaptarse a los nuevos tiempos y las ilustraciones demuestran porqué. Ahora son influencers, tienen cuenta en Instagram y viajan por todo el mundo en avión, nada de colas de sirena, ni de alfombras mágicas. 

Hay a quienes no les ha hecho mucha gracia la iniciativa, pues por lo que podemos observar en el perfil de Instagram de la artista, han sido muchos los comentarios que han tildado de "sexualización" el trabajo de Artemieva. 

Comentarios