Buscar
Usuario

Vida

6 consejos para dominar el cunnilingus y estallar de placer con el sexo oral

El cunnilingus es una de las prácticas sexuales más extendidas y más placenteras si se siguen una serie de claves.

6 consejos para dominar el cunnilingus y estallar de placer con el sexo oral 6 consejos para dominar el cunnilingus y estallar de placer con el sexo oral

Foto: Freepik

El cunnilingus es una técnica de sexo oral que permite una gran estimulación del órgano sexual femenino. Tanta es la popularidad del cunnilingus que se celebra un día en su honor, el 14 de abril. Aunque muchos puedan considerarse expertos en el sexo oral, lo cierto es que nunca vienen de más unos cuantos trucos para hacer disfrutar todavía más a nuestra pareja.

1 No ir directamente al grano

En primer lugar, lo mejor es no ir directamente a por el clítoris. Los juegos preliminares como los besos o las caricias en otras partes del cuerpo pueden ayudar a estimular la zona e ir incrementando la excitación de forma progresiva. También es una buena idea rozar delicadamente los labios mayores y menores de la vulva con la lengua, casi sin tocarlos, para ir entrando en materia.

2 Ir incrementando la intensidad

No es muy recomendable pasar de 0 a 100 en un segundo. Es mucho más erótico y placentero ir poco a poco, de menos a más. Un truco puede ser presionar o estirar la zona de los labios mayores y menores, subiendo la intensidad. Todo ello de forma suave y delicada.

3 Acompañar con los dedos

En el sexo, las únicas barreras las pones tú y tu pareja. Se pueden combinar técnicas distintas, y, ¿por qué no? Utilizar los dedos mientras se realiza sexo oral puede aumentar el placer y las sensaciones, a la vez que estimulamos zonas distintas a la vez. La experiencia será mucho más completas si utilizas todos los recursos que hay en tu mano.

El cunnilingus, sexo oral para gozar "El cunnilingus, sexo oral para gozar"

4 Masajes con la lengua

La clave de un buen cunnilingus está en la lengua indudablemente. Jugar con ella es lo que más placer dará a tu pareja. Si colocas la lengua plana, como si te estuvieras comiendo un helado, harás que se estimulen más partes erógenas, aumentando el placer. También se puede succionar sutilmente en la zona de los labios mayores y menores y a la vez, colocar los dedos en la entrada de la vagina con algo de presión.

5 Jugar con el clítoris

Después de haber jugado con las otras partes erógenas de la vulva, llega el momento del clítoris, la zona más sensible. Al principio lo mejor es rodearlo con la punta de la lengua, haciendo movimientos circulares e ir combinándolo con las técnicas anteriores.

6 Y sobre todo, disfrutar

Lo más importante en cualquier relación sexual es disfrutar. Tanto tú como tu pareja tenéis que sentiros cómodos y seguros para aprovechar al máximo la experiencia. La comunicación también es clave para conocer las preferencias de cada uno. Las miradas y los gemidos harán que esta experiencia sea todavía más placentera.

Artículos recomendados

Comentarios