Buscar
Usuario

Televisión

Así es Gjon's Tears, el suizo que triunfa con la canción del documental de Rocío Carrasco

El artista es suizo de origen albanokosovar, y su vida tampoco ha sido nada fácil hasta llegar a Eurovisión.

Así es Gjon's Tears, el suizo que triunfa con la canción del documental de Rocío Carrasco Así es Gjon's Tears, el suizo que triunfa con la canción del documental de Rocío Carrasco

Foto: SRG SSR

Si hay una canción que está sonando en estos momentos en todo el país es el 'Tout l'Univers' de Gjon's Tears. El lanzamiento de 'Rocío, contar la verdad para estar viva', el último gran bombazo de Mediaset, ha colocado en la picota al joven de 22 años, el que ha pasado de tener una canción que ya lideraba apuestas camino a Eurovisión, a hacer un viaje express para cantar su tema ante millones de personas en Telecinco.

La decisión de Mediaset de elegir un tema eurovisivo para sus promos no es algo nuevo, y de hecho en Divinity es una tónica habitual cada año, tratando de adivinar con sus promos al ganador del certamen anualmente. Pero este año, la cosa ha cambiado de una televisión de nicho hasta el caballo ganador, emitiendo hasta la saciedad una balada, la de Gjon's Tears, que tendrá muchas papeletas de llevarse el doce del televoto español en mayo.

Sin embargo, casi nadie sabe nada de la vida o historia de Gjon Muharremaj, al que media España le puso cara en el estreno del primer episodio del documental sobre Rocío Carrasco, al colocarlo Mediaset tras un piano para abrir la velada con su sentida balada. Es momento de conocer la (también) emotiva historia del joven que se ha hecho viral en España y que muy pronto podría ganar Eurovisión con Suiza.

Un talento precoz que cambió de casa

Gjon hace del mestizaje y su voz sus principales valores "Gjon hace del mestizaje y su voz sus principales valores"

La historia de Gjon's Tears es la de un talento joven desde muy pronto. A sus 22 años, guarda ya más de diez años de trayectoria, a caballo entre Albania y Suiza. Todo comenzaría allá por 2011, cuando aparecería por el 'Got Talent' albanés con apenas 13 años luego de ser apuntado por su abuelo sin él siquiera saberlo. Francófono desde muy pequeño, serían sus canciones en francés y su gran capacidad vocal lo que le haría ser finalista y dar el salto a la versión suiza un año después, abriéndose desde muy pronto hueco en el mercado del país al que ahora representa en el Eurofestival.

De padre kosovar y madre albanesa, Gjon tiene el mestizaje perfecto para conmover con su interpretación. Entre ese 2011 y 2019, cuando aparece por 'La Voz' en Suiza, el artista se retiraría de los grandes focos, tomando un tiempo de impass que no le pudo venir mejor. Ya en 'La Voz' y con Mika como coach, llegaría a la semifinal del programa, y se pondría en el disparadero de Eurovisión. En ese momento ya con su nombre artístico bajo el brazo, iniciaría giras por toda Suiza que llamarían la atención de la SRG SSR como para llamarlo para representarles en Eurovisión.

Entre más de 500 candidaturas, su 'Répondez-Moi' para Eurovisión 2020 sería histórico, ya que los suizos volvían al francés tras más de una década sin usarlo como lengua en el festival (en 2010 sería la última vez con Michael von der Heide), trayendo aires del gran triunfo suizo, el de Céline Dion en 1988 con 'Ne Partez Pas San Moi' en Dublín.

El festival nunca se celebraría, y el hype por conocer la nueva candidatura del joven suizo era total. Nada más salir 'Tout l'Univers' se colocaría primera en las apuestas de pago, luchando mano a mano con Malta por ser el gran favorito previo a Eurovisión 2021. Lo que nunca esperaría es que entre pasillos de Mediaset surgiera la idea de tenerlo como sintonía de un documental que ha revuelto conciencias en toda España y que se habla de él en cada rincón. Ante la llamada desde Madrid, el equipo de Gjon no dudaría en plantarse en cuestión de horas en la capital, haciendo el primer directo de la canción en una cadena privada española, algo que hace meses nos parecería impensable.

La victoria en el festival será algo que solo podremos conocer con el tiempo, pero la viralidad de su balada ya no se la quita nadie al artista. Con más de medio millón de escuchas en apenas diez días, parece solo la punta del iceberg de un tema que será recordado mucho tiempo.

Artículos recomendados

Comentarios