Un estudio "demuestra" que la comida basura, el alcohol y la masturbación te vuelven homosexual

Un estudio "demuestra" que la comida basura, el alcohol y la masturbación te vuelven homosexual

Un riguroso estudio advierte sobre los hábitos que hacen que la humanidad se cambie de acera.

Vida Víctor Mopez Víctor Mopez 30 Mayo 2017 12:55

¿Tu sexualidad te inquieta, te perturba y te estremece? Probablemente se deba a que tienes un calentón, pero antes de llamar a Esperanza Gracia, te recomendamos leer el último estudio científico que, sin bien no te dará ninguna respuesta válida, por lo menos te hará reír un rato

Rita Repulsa Strakosha, licencidada en Psicología Clínica en la Universidad de Albania, es de las que piensa que "marica se hace, no se nace", por lo que se ha autopublicado un estudio completamente riguroso en su blog con el objetivo de llegar a las causas de la homosexualidad. Las conclusiones están claras: la comida basura y las bebidas azucaradas te hacen cruzar de acera.

El documento, publicado en Pink News, asegura que "los homosexuales comen habitualmente grandes cantidades de comidas altas en grasa y en índice glucémico, o llevan una dieta poco balanceada, inclinándose hacia los carbohidratos. Algunos estudios muestran un ratio superior de obesidad entre los homosexuales". 

El Orgullo LGTBI celebrándose cada año en Chueca cuando debería llevarse a las puertas de los McDonalds. Mucho cuidado, heterosexuales, pedirse una Big Mac, una Coca-Cola y un McFlurry podrá en serio peligro vuestra sexualidad. 

Se ve que Strakosha leyó aquel estudio que asegura que cuanto más se emborracha un heterosexual, más homosexual o bisexual se vuelve. Así, lo confirma y asegura que el alcohol también tiene la culpa: "El acceso a las dietas altas en calorías y a las bebidas alcohólicas estaba limitado en el pasado a los círculos de la élite social. La homosexualidad también parece haber sido más frecuente entre esos grupos".

Hamburguesas gays "Hamburguesas gays "

Si quieres abandonar la homosexualidad, deja de masturbarte

Psicóloga, nutricionista, historiadora y hasta sexóloga. Rita Strakosha sabe de todo y ha decidido ofrecer sus conocimientos a la humanidad por el bien común. Si quieres dejar de ser homosexual, además de dejar las grasas saturadas, el alcohol y los azúcares, también deberás atarte las manos para no masturbarte

Ya advertían las madres que si te tocabas podrías quedarte ciego. Y no iban muy desencamindas las sabias mujeres pues, aunque la masturbación te conserve perfectamente el sentido de la vista, no lo hará así con tu heterosexualidad. Para justificar su tesis, la ilustre estudiosa recurre a un "antiguo espiritualista chino" que soltaba perlas mayores que las de ella.

En primavera el hombre puede permitirse eyacular una vez cada tres días, pero en el verano y el otoño debe limitar sus eyaculaciones a dos veces al mes. Durante el frío invierno, un hombre debe preservar su semen y evitar cualquier tipo de eyaculación. Una eyaculación en invierno es cien veces más perniciosa que una eyaculación en primavera

Controla tus eyaculaciones, querido amigo heterosexual. "En primavera, la sangre altera", por lo que podrás darte alguna alegría -cada tres días, eso sí- , pero en invierno, lo mejor que puedes hacer es poner tu pene a hibernar.

11 Comentarios

  • Más recientes
  • Mejor valorados