Buscar
Usuario

Noticias

Encuentran vivo a un niño desaparecido en 2017 secuestrado en el armario de un pedófilo

Marvin K. desapareció con 13 años tras indicar que iba a dar una vuelta con sus amigos. Dos años después, se le ha encontrado en casa de un pedófilo.

Encuentran vivo a un niño desaparecido en 2017 secuestrado en el armario de un pedófilo

Marvin K., tenía 13 años cuando desapareció en Alemania en 2017. Su caso fue uno de los más mediáticos y ocupó grandes espacios televisivos. El niño vivía en un centro de menores después de que muriera su padre, y se le perdió la pista después de que se marchara con unos amigos. Su madre, Manuela Bock, mantuvo vivo el caso en medios de comunicación y redes. Hasta la semana pasada, en la que ocurrió lo que los medios alemanes han identificado como un "milagro" navideño: el menor, ahora con 15 años, fue encontrado con vida.

Marvin estaba en Renania, con la misma ropa con la que se le vio el día de su desaparición, dentro del armario de un hombre de 44 años, Lars H. El hombre había sido acusado en 2018, cuando ya tenía al niño, por tenencia de pornografía infantil.

El individuo, en aquel momento, fue condenado a diez meses de libertad vigilada. La investigación se centra en que el niño estuvo los dos años en la vivienda del acusado, que se encuentra a pocos kilómetros del albergue en el que residía por aquel entonces. No obstante, han trascendido pocos datos ya que se trata de un menor. La Fiscalía, además, piensa que podría haber sido sometido a abusos sexuales graves y continuados.

Un milagro inesperado

El joven ha sido liberado con vida tras dos años en paradero desconocido "El joven ha sido liberado con vida tras dos años en paradero desconocido"

El hallazgo del joven fue un milagro inesperado. El pasado viernes a las 7 de la mañana, la policía acudió a la casa de Lars H. en una furgoneta, con un perro para rastrear los discos duros de los ordenadores. En su apartamento encontraron bolsas llenas de pañales usados con un desagradable olor a orina, tan severo que tuvieron que trabajar con mascarillas. Cuando abrieron uno de los armarios encontraron allí a Marvin, herido y asustado.

Su madre, Manuela, declaró que al encontrarse Marvin le "abrazó muy fuerte y comenzó a temblar". "Mamá, llévame a casa", rogó. Cuenta cómo ambos se echaron a llorar y se cogieron de la mano. Un milagro que llega después de que Manuela hubiera perdido prácticamente la esperanza: "Pensé que estaba muerto o en algún lugar en el que no podía contactar conmigo", relató.

Artículos recomendados

Comentarios