Buscar
Usuario

Noticias

Graban a dos policías uniformados propinando una brutal paliza a un perro hasta la muerte

Los agentes propinaron patadas, golpes con una porra y pisaron la cabeza del perro, que finalmente no pudo sobrevivir a la paliza.

Graban a dos policías uniformados propinando una brutal paliza a un perro hasta la muerte

Una pareja de policías ha sido grabada mientras maltrataba brutalmente a un perro pitbull en Bogotá (Colombia). En las imágenes se aprecia cómo los agentes patean, golpean con una porra y pisan la cabeza del perro que, como se puede comprobar en otro vídeo, finalmente pierde la vida. Las siguientes imágenes son especialmente duras y pueden dañar la sensibilidad:

Los hechos han generado una fuerte indignación en Colombia, en un momento en el que las autoridades han incrementado las campañas de concienciación sobre el bienestar animal.

Las críticas a los agentes, identificados por el número de placa que portan en los uniformes y sobre los que se ha abierto una investigación, han sido constante durante los últimos días.

El Instituto Distrital de Protección y Bienestar Animal de Bogotá ha rechazado "este caso de crueldad" contra el animal y ha pedido que el Grupo Especial para la Lucha contra el Maltrato Animal (Gelma) se persone en la causa.

Por su parte, la Policía Metropolitana de Bogotá ha emitido un comunicado en el que lamenta y rechaza "de manera enfática este tipo de procedimientos que no obedecen a los protocolos establecidos por la Institución". Además, aseguran que han abierto una investigación disciplinaria contra los dos agentes identificados.

El propietario del animal se justifica

En el vídeo que se ha difundido en redes sociales, también aparece el supuesto dueño del animal que alentó a los policías para que continuaran con los golpes y supuestamente fue el responsable de asfixiarlo ante la mirada impasible de los policías.

"No tuve más opción", ha afirmado el propietario en declaraciones a la emisora local BluRadio. "Estoy muy triste por lo que ha pasado, he recibido muchas amenazas, no quedó más opción que ahogarlo", ha señalado.

El supuesto dueño asegura que adoptó al can recientemente y que mostró un comportamiento agresivo de manera repentina, algo que le obligó a llamar al servicio de emergencias. Asegura que el detonante fue cuando el animal mordió a otra perrita con la que se cruzó por la calle.

La usuaria que ha denunciado la brutal paliza de los policías certifica que el animal agredió a la perrita que se cruzó, pero cuestiona hasta qué punto hubo una actuación proporcional y adecuada en este tipo de caso. Este es el principal punto que se afrontará en el juicio contra los dos agentes, que podrían ser condenados por un delito de maltrato animal.

Artículos recomendados

Comentarios