Buscar
Usuario

Noticias

Un avión aterriza de emergencia porque todos los pasajeros y el personal comenzó a vomitar

El pasaje y la tripulación comenzaron a vomitar y el avión tuvo que aterrizar para evitar una tragedia peor.

La tormenta nor'easter amenazó a la región noreste del Atlántico, y ocasionó inundaciones en la ciudad de Boston. Un avión tuvo la necesidad de atravesar la tormenta, y casi todos los pasajeros vomitaron. 

Así lo indica el informe oficial de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de los Estados Unidos (NOAA), mencionando que incluso los pilotos estuvieron muy cerca de vomitar debido a las grandes sacudidas del avión al atravesar la tormenta.

El vuelo salió desde el Aeropuerto internacional de Washington-Dulles, en las afueras de Washington D.C. Al tratarse de un CRJ2, el avión era relativamente pequeño, por lo que al menos unas 40 personas vomitaron en su interior al sentir las sacudidas ocasionadas por las turbulencias producidas por la tormenta. El informe de NOAA también menciona que el descenso del avión fue bastante ajetreado. Afortunadamente, pudieron aterrizar sin problemas.

La Guardia, Dulles, Keneddy, Newark

Más de 1.500 vuelos en los tres principales aeropuertos fueron cancelados. Las llegadas o salidas en LaGuardia y el Aeropuerto Internacional John F. Kennedy se suspendieron temporalmente debido a las condiciones de la tormenta. Desde entonces se han reabierto, pero muchos vuelos se están retirando debido a numerosas cancelaciones. La Autoridad Portuaria de Nueva York y Nueva Jersey dijo que 729 vuelos habían sido cancelados en LaGuardia, 547 en Kennedy y 509 en Newark.

Delta, Southwest, JetBlue y American Airlines permitían a los viajeros cambiar sus vuelos de viernes y sábado con anticipación para evitar retrasos y cancelaciones. El servicio AirTran Newark en el aeropuerto de Newark también fue suspendido y reemplazado por autobuses el viernes debido a la preocupación por los fuertes vientos.

El recuento de cancelaciones también creció en varios otros, incluidos Baltimore / Washington, Cleveland, Raleigh / Durham y Richmond, Virginia. La mayoría de las grandes aerolíneas renunciaron a las tarifas de cambio para los vuelos de viernes y sábado, desde o hacia los aeropuertos afectados. Los detalles varían según el operador, pero generalmente permiten a los clientes hacer un cambio en sus itinerarios sin pagar una tarifa de cambio o una diferencia de tarifa. Las políticas cubrieron una amplia gama de aeropuertos que se extiende desde el norte de Virginia hasta el estado de Nueva York y Nueva Inglaterra. 

Artículos recomendados

Comentarios