Buscar
Usuario

Vida

¿Vaginal o clitoriana?: diferentes formas de potenciar tu placer

Uno de los puntos más importantes es el autoconocimiento del cuerpo, pues será lo que nos permita enfocar la relación de una manera o de otra.

¿Vaginal o clitoriana?: diferentes formas de potenciar tu placer

Muchas mujeres aún tienen reparos a la hora de hablar de la masturbación y cómo llegar al orgasmo por sí mismas, aunque cada vez son más las que hablan abiertamente de ello. Quizás la irrupción del Satisfyer ha tenido algo que ver.

Pero para llegar al placer en el sexo tanto en pareja como a solas, es muy importante conocer tu propio cuerpo, cuáles son tus zonas erógenas y, sobre todo, descubrir lo que nos gusta y lo que no. Cada persona es un mundo y lo que a una le encanta, otra no puede ni soportarlo. El camino hacia el clímax puede pasar desde un juguete, la lengua o el pene hasta hacer cosquillas o un masaje en los pies. Lo importante es el autoconocimiento y por supuesto, cuando hablamos de relaciones sexuales con otra persona, el respeto y la comunicación.

En este artículo hemos querido recopilar algunos consejos para sacar más provecho tanto al clítoris como a la vagina para que aprendas a descubrirte un poco mejor.

El clítoris, el órgamo con más terminaciones nerviosas

El clítoris, después del cerebro, es el órgano sexual más importante. 8.000 terminaciones nerviosas se juntan en él. Es la única zona del cuerpo destinada exclusivamente a proporcionar placer, por lo que es muy sensible al tacto. A la hora de llevar a cabo su estimulación, los profesionales aconsejan hacerlo con delicadeza, pues algunas mujeres no toleran la estimulación directa a menos que se encuentren muy excitadas.

Primero puedes empezar por tocar las zonas que se encuentren a su alrededor y de esta manera, según aumenta la excitación, ya se podrá tocar directamente. También te puedes centrar en un solo movimiento para la estimulación: circular, vertical, horizontal... lo que se te ocurra. La mayoría de los orgasmos femeninos se consiguen estimulando directamente el clítoris.

El punto G, en la vagina

Lánzate a conocer tu propio cuerpo "Lánzate a conocer tu propio cuerpo"

Es cierto que algunas mujeres tienen orgasmos a través de la estimulación del punto G que se encuentra en la vagina. Este es el órgano que conecta el útero con la zona exterior de los genitales y aunque no tiene tantas terminaciones nerviosas como el clítoris, por medio de su estimulación también se puede llegar al cielo.

Para ello es necesario conocer bien la anatomía del órgano y puede hacerse por medio de la técnica del "mapeo corporal", que consiste en localizar las zonas y comprobar si son placenteras, pues en cada persona es diferente y a veces los cuerpos no responden como nosotros queremos en un momento determinado, sino como ellos quieren. Es cuestión de ir cambiando de postura y probando qué es lo que más nos gusta a cada uno.

Conocerse y jugar

Pensamos que solo se puede alcanzar el orgasmo mediante la penetración y muchas veces son mucho más importantes los pasos previos que el momento de ir al grano. Usar la imaginación y convertir el acto sexual en algo diferente y único es algo que influye en la posterior relación. ¿Por qué no un masaje, una venda en los ojos o unas plumas para hacerlo todo más fluido?

Dejad volar la imaginación y conoced vuestros cuerpos, haced caso a los movimientos instintivos que puedan ir surgiendo como contraer los músculos de las piernas, levantar la cadera o estrechar la vagina... quizás os llevéis más de un orgasmo sin necesidad de penetración.

Artículos recomendados

Comentarios