Buscar
Usuario

Noticias

Una tormenta de nieve deja sin energía a una cuarta parte del estado de Texas

Millones de personas en Texas se han quedado sin electricidad en una tormenta de nieve sin precedentes.

Una tormenta de nieve deja sin energía a una cuarta parte del estado de Texas Una tormenta de nieve deja sin energía a una cuarta parte del estado de Texas

Foto: ZUMAPRESS.com / Cordon Press

Una tormenta de nieve y una ola de frío que parece no acabar nunca han provocado más de dos millones de apagones por todo el estado de Texas, dejando a los vecinos en el frío y la oscuridad durante varios días, según ha informado la CNN.

La falta de electricidad en prácticamente un cuarto del estado ha creado una situación crítica, con familias apiñadas en las casas, coches sin calefacción, tuberías de agua destrozadas, problemas en las instalaciones de agua y escasez de gasolina.

Poca preparación ante climas fríos

La situación en Texas ha sido de bloqueo absoluto "La situación en Texas ha sido de bloqueo absoluto"

Estas interrupciones de luz generalizadas se deben al desastre meteorológico y a la escasa preparación de la infraestructura. La ola de frío invernal trajo temperaturas insualmente frías a gran parte del centro de Estados Unidos, incluido Texas, el líder energético del país.

La gran helada hizo que la demanda de energía y calefacción se disparara, pero el hielo hizo que las instalaciones de gas natural, carbón y energía nuclear de Texas acabaran destrozadas, ya que no estaban listas para funcionar en un clima tan frío. Es necesario recordar que la gran mayoría de las ciudades en Texas presentan un clima generalmente templado o cálido, por lo que no estaban preparados para esta ola de frío.

Es probable que los problemas de electricidad continúen, ya que la ola de frío seguirá durando unos días más. Más de 21 millones de personas, casi el 70% de la población de Texas, se encuentra bajo algún tipo de alerta meteorológica.

El gobernador, Greg Abbott, trata de paliar esta situación y ha firmado una orden ejecutiva que obligará a los proveedores de gas natural detener los envíos fuera del estado y los dirijan a los generadores de energía de Texas. Además, ha asegurado que se han añadido 6.000 megavatios a la red del estado, energía suficiente para abastecer alrededor de 1,2 millones de hogares.

Artículos recomendados

Comentarios