Liberan a una mujer encarcelada por matar al hombre que intentó violarla

Liberan a una mujer encarcelada por matar al hombre que intentó violarla

Higui sufrió un intento de violación por parte de varios hombres por ser lesbiana, y acabó matando a uno de ellos.

Higui De Jesús fue detenida durante la madrugada del diecisiete de octubre de 2016, en Argentina. Fue acusada de haber asesinado a Cristian Rubén Espósito, uno de los hombres que intentó violarla. Higui, desesperada, y viéndose acosada por Cristian y dos amigos suyos, que la agredieron por su orientación sexual y la tiraron al suelo para intentar violarla, acabó apuñalando a uno de ellos. Cuando la tenían en el suelo, completamente acorralada, uno de los agresores intentó quitarle los pantalones mientras gritaba "te voy a hacer sentir mujer, forra lesbiana".

En esos momentos de confusión, Espósito se abalanzó sobre ella y Higui sacó un cuchillo que llevaba encima para defenderse. De una puñalada, consiguió deshacerse del agresor, que murió prácticamente en el acto. Fue entonces cuando Higui fue detenida.

La joven pasó tres días encerrada en comisaria, sin que siquiera su familia pudiera pasar a verla. Durante otros cinco meses, el delito se mantuvo archivado, sin que nadie hiciera nada; por suerte, los colectivos feministas descubrieron lo que había pasado, y Raquel Hermida, una conocida abogada por su trayectoria en causas de violencia de género, comenzó a defender a Higui. Poco a poco, fue descubriendo la cantidad de irregularidades que en el caso de Higui se habían llevado a cabo; por ejemplo, no se registró en ningún informe médico los golpes que la joven presentaba justo cuando la detuvieron, así como los improperios que la policía lanzó contra ella. Todo eso había desaparecido, sin más.

Higui ha sido excarcelada "Higui ha sido excarcelada"

La defensa de Higui, sin embargo, no quiso detenerse ahí. Sabían que Higui no merecía la cárcel, no merecía ese castigo, puesto que lo único que había hecho era defenderse de una violación. Alegó justo eso, y el juzgado lo rechazó, señalando la Fiscalía que no había ninguna irregularidad, y que si no había pruebas suficientes era porque la legítima defensa no podía darse como válida. Los otros dos agresores habían declarado en contra de la versión de Higui, señalando que ella y Espósito "tuvieron una discusión y ella le clavó una puntada en el pecho". Sin un informe que probara las lesiones de Higui, la situación era bastante complicada.

No obstante, este mismo lunes la Cámara de apelaciones del tribunal de San Martín le otorgó a Higui De Jesús la excarcelación extraordinaria. No han dado explicaciones, no han argumentado el porqué de esta excarcelación, pero mucho han tenido que ver las presiones por parte de los movimientos feministas que piden justicia para Higui. Azucena, una de las hermanas de Higui, ha declarado que cree que "la han liberado por toda la presión popular. Lamentablemente estamos viendo que es así, que la Justicia funciona así".

Comentarios