Enchufa a 22 familiares en el servicio de limpieza de la universidad de Sevilla

Enchufa a 22 familiares en el servicio de limpieza de la universidad de Sevilla

La responsable de supervisar el servicio, que llevaba 23 años con la misma práctica, asegura que no se ha planteado "problema ético alguno".

Noticias Adrián Parrondo Adrián Parrondo 07 Febrero 2017 09:32

La vecina, los hijos, el hermano, la suegra de su hermana... En total, 22 conocidos que han conseguido un puesto de trabajo gracias a la habilidad de María Luisa Díaz, la encargada del equipo de limpieza de la Universidad -pública- de Sevilla.

Según recoge el diario El País, esta práctica habría sido llevada a cabo durante 23 años y con el conocimiento expreso de la propia institución pública, sindicatos y empresa concesionaria y sin que nadie lo haya impedido.

Aquí hay muchos hijos de y en cualquier Administración pública hay familias

En el listado de familiares y conocidos enchufados, no falta la prima de su yerno o la exnuera de la hermana de la responsable. En total, el 7% de los trabajadores en plantilla tiene algún tipo de vinculación con con María Luisa Díaz, que se encarga de evaluar el servicio que la empresa Ferroser proporciona en régimen de subcontratación. Ella es la que tiene que confirmar si la empresa cumple o no con los requerimientos y si hay que imponerle algún tipo de sanción o renovar el convenio.

Tras 23 años, la responsable de este servicio se defiende, diciendo esto: "Aquí hay muchos hijos de y en cualquier Administración pública hay familias [...] ¿Incompatibilidad? No veo ningún problema y no tengo nada que ocultar porque los apellidos no se pueden camuflar. Los que están, están ¿Es que no tienen mis familiares derecho a trabajar en la empresa privada?". Además, ha querido aclarar que no está cometiendo ninguna ilegalidad, a pesar del evidente conflicto de intereses que muestra que una empresa contrate a 22 personas allegadas de quien decide si se renueva su convenio o no.

Durante 23 años estuvo enchufando a familiares y conocidos con el beneplácito de trabajadores, dirección y sindicatos "Durante 23 años estuvo enchufando a familiares y conocidos con el beneplácito de trabajadores, dirección y sindicatos"

"Todo el mundo conoce mi caso porque llevo desde 1987 en la universidad. En cualquier facultad, el que no tiene un hijo tiene una hermana o sobrino", sentencia. Lo cierto es que el caso de Díaz no era algo desconocido por la mayoría de trabajadores, responsables y sindicalistas dentro de la universidad, pero todos han optado durante todos estos años por callar.

Por su parte, el gerente de la Universidad de Sevilla ha asegurado que conocía la situación porque se lo habían relatado tras comprobar que alguien "lanzaba pasquines denunciando que María Luisa tenía familiares en la empresa". Sin embargo, asegura que no vio necesario iniciar una investigación y que, a pesar de que se "se está indignando al conocer el número de familiares" puesto que no le "parece correcto", asegura que todo entra dentro de la legalidad y que la universidad no puede hacer nada.

"Esa tónica de contratar a conocidos es bastante habitual en el sector", asegura la empresa afectada, que reduce a seis los trabajadores enchufados por Díaz. Por su parte, el presidente del comité de empresa, Juan Antonio Martín, asegura que le parece "mal", pero "la empresa replica que la contratación es de su potestad y que viene de antiguo".

Mientras tanto, parece que todo seguirá igual en la Universidad de Sevilla, toda una agencia de colocación para los amigos de María Luisa Díaz.

Comentarios