Buscar
Usuario

Política

Yolanda Díaz asegura que no quiere ser presidenta y que abandonará la política si su proyecto no sale adelante

La vicepresidenta segunda del Gobierno ha reconocido tener "miedo" de no superar las expectativas depositadas en ella.

Yolanda Díaz asegura que no quiere ser presidenta y que abandonará la política si su proyecto no sale adelante Yolanda Díaz asegura que no quiere ser presidenta y que abandonará la política si su proyecto no sale adelante

Foto: CordonPress

Yolanda Díaz es la política mejor valorada y son muchos los que ven en ella a la nueva esperanza de la izquierda. Sin embargo, ha asegurado que no querría ser presidenta del Gobierno y que abandonará la política si no sale adelante su proyecto de país tras el "proceso de escucha" que está llevando a cabo.

Así se ha sincerado en una entrevista concedida a la revista Yo Dona, en la que la vicepresidenta segunda ha reconocido tener "miedo" de no cumplir las expectativas depositadas en ella. "Soy un ser humano muy pequeñito y no tengo partido. Puedo estar en la mesa del diálogo social, discutiendo sin dormir y cediendo como cede todo el mundo. Eso me apasiona, pero relativizo bastante el resto de las cosas", ha apuntado.

Al ser preguntada sobre si querría ser presidenta del Gobierno tras las próximas elecciones generales, Díaz es clara: "no". Ha recodado, no obstante, que tampoco quería ser ministra ni vicepresidenta. "Yo no elegí estar aquí. Mi vida ha cambiado mucho y ahora mismo no estoy en esas. Si me fuera a presentar a las elecciones y tuviera esa vocación, lo diría públicamente, porque la ciudadanía tiene derecho a saberlo", ha expresado.

Respecto a la plataforma que está impulsando, ha dejado claro que su proyecto no va de nombres porque lo importante es qué van a hacer. "Lo que quiere la sociedad española es que avancemos más allá de las fronteras ideológicas en temas clave como el cambio del modelo productivo, la economía circular, el cambio climático", ha afirmado, al tiempo que ha recordado que "la buena política es que nos entendamos aunque pensemos distinto".

"No quiero distraerme. Cuando lleguen las elecciones ya veremos", ha añadido, reconociendo que es "muy difícil hacer las cosas sin partido": "Se pone siempre el foco en los partidos, y a veces son un obstáculo brutal". Aunque por el momento Díaz está en un "proceso de escucha" que no sabe cómo acabará, deja claro qué pasará su no sale adelante su proyecto: "Si no sale, me voy a mi casa, a mi profesión, y bienvenida sea".

Artículos recomendados

Comentarios