Revelado el destino de las secretas vacaciones del rey Felipe lejos de Letizia y sus hijas

Revelado el destino de las secretas vacaciones del rey Felipe lejos de Letizia y sus hijas

El rey podría haber sido invitado por el empresario venezolano Lorenzo Mendoza a su colosal residencia en las islas caribeñas.

La mala relación de la reina Letizia con el resto de miembros de la Casa Real española es un secreto a voces. La reina tiene el control absoluto de sus hijas y siempre se ha rumoreado lo mucho que esto ha incomodado al rey Felipe. Además, con los eméritos don Juan Carlos y doña Sofía tampoco mantendría una buena relación. Por no hablar de los rumores de divorcio. 

Según El Mundo, Felipe VI habría optado por viajar a Barbados, al otro lado del charco, para alejarse del foco mediático al que tanto se ha visto expuesto durante el mes de julio y agosto. El monarca habría realizado esta escapada junto a un grupo de amigos, de manera particular, para desconectar del ajetreo que suele atravesar por estas fechas. Especialmente, tras el tradicional viaje institucional con su familia a Marivent (Palma) donde ha disfrutado de las clásicas regatas que tan poco gustan a la reina.

Por otro lado, el Borbón también ha tenido tiempo para el habitual posado familiar, así como de realizar numerosas salidas con su esposa y sus hijas, donde se han dejado ver ante la prensa. Juntos han visitado lugares como Pollença o Soller, e incluso en las escapadas al cine. Sin embargo, Felipe también ha tenido tiempo para relajarse y ver a sus allegados más íntimos, con y sin Letizia, donde no se ha privado de apetitosos almuerzos y cenas. Allí, habría desgustado el famoso arroz a banda que tanto abunda en los lujosos restaurantes de la isla a los que asiste cada año.

¿Vacaciones en solitario?

Tradicional posado real en Marivent, la residencia de la Casa Real en Palma "Tradicional posado real en Marivent, la residencia de la Casa Real en Palma"

Pese a la famosa frase "¿A ti esto te parecen vacaciones?", que protagonizó uno de los momentos más célebres de la reina de España, sabemos que la madre de Leonor y Sofía le habría cogido por fin el gustillo a Palma. Aunque no tanto como su esposo. Tras el célebre viaje, el matrimonio real habría decidido emprender unas segundas vacaciones, que podrían haberse visto ensombrecidas por el afloramiento repentino del idilio que el Borbón tuvo con la actriz Gwyneth Paltrow en 2002. 

Pese a que todos los rumores apuntaban ya a que no quedaba ni rastro de ningún miembro de la Casa Real en Palma, Felipe VI fue interceptado por el  periodista Julián Aguirre a la salida de un restaurante en la isla. Allí cenó con un amigo y el cantautor Jaime Anglada, protagonizando un tenso momento con sus escoltas. Teóricamente, la familia se despidió de la prensa el día 8 de agosto cuando visitaron el Museo de Son Marroig. Sin embargo, el rey de España seguía allí por una razón, que probablemente no pasara por reencontrarse con su padre. Don Juan Carlos, volvía a la isla balear tras salir victorioso de un campeonato de vela en Finlandia.

Ahora ha desaparecido del mapa peninsular y se encuentra al otro lado del mundo disfrutando de unos días alejado de Marivent y el Palacio de la Zarzuela, sin rastro de su mujer y sus dos hijas. El Nacional apunta a que "hay precedentes que hacen pensar que ha sido nuevamente invitado por uno de sus amigos de hace más tiempo, el empresario multimillornario venezolano Lorenzo Mendoza".

Esta situación que dista mucho de la que se dio en 2018, cuando los cuatro royals visitaron Cabo de Gata (Almería), Nueva York, Asturias y Mykonos (Grecia). Las críticas no han tardado en llegar después de que el rey haya decidido abanadonar el continente en solitario, con la que está cayendo en territorio nacional por la tensa coyuntura política

Comentarios