Buscar
Usuario

Vida

¿Por qué los taxis son de distinto color según la ciudad y cuál es su significado?

Un usuario de Twitter ha explicado las razones históricas por las que el color de los taxis es distinto en cada ciudad.

¿Por qué los taxis son de distinto color según la ciudad y cuál es su significado? ¿Por qué los taxis son de distinto color según la ciudad y cuál es su significado?

Foto: Envato Elements

En cuanto cambiamos de ciudad hay un pequeño detalle que nunca se nos escapa: los taxis cambian de color. Y es que según en el lugar en el que nos encontremos estos coches pueden ser negros, amarillos, blancos, de colores...

En Barcelona, por ejemplo, los coches son de color negro y amarillo. En Madrid son blancos con una línea roja. En Londres son todos negros, sin ningún color más. Y en Nueva York son también de un solo color, amarillos.

Ahora, un usuario de Twitter ha explicado el por qué de estas diferencias. Para explicarlo, hay que remontarse primero a la Antigua Roma, época donde ya contaban con carros de alquiler para todos los ciudadanos que necesitaran transporte. En ese momento "el mecanismo era un eje que tiraba bolas conforme avanzaba el carro y después el pasajero pagaba en función de las bolas liberadas", explica el usuario @Albertofm20 en su hilo de Twitter.

El primer taxímetro, tal y como lo conocemos a días de hoy, fue inventado en 1897 en Roma. En los años 20, cuando se empezaron a poner estos taxímetros en nuestro país, se obligó a que los vehículos tuvieran una raya de diferente color en función de sus precios: la raya blanca significaba que la tarifa de ese taxi era más barata, seguida de la roja y la amarilla y por último la azul como la más cara.

Pero esto volvió a sufrir un cambio en 1929 con la Exposición Universal de Barcelona. La ciudad estaba llena de turistas y como había un gran conflicto con las tasas se decidió que la raya amarilla (60 cents/km) fuera la estándar para todos, motivo por el que todos los taxis de Barcelona son ahora negros y amarillos.

El motivo por el que en Madrid son blancos y en Nueva York amarillos

En Madrid pasó exactamente lo mismo. La ciudad estaba repleta de distintas tasas y colores en función de estas, así que se decidió también homogeneizar este servicio. En un principio se optó por el color negro y una línea roja. Sin embargo, este color oscuro no gustaba mucho debido a la suciedad que representa el negro y a las enormes temperaturas que absorbe, lo que hacía que el interior de los taxis en verano fuera bastante caluroso. Así, en los años 80 se decidió cambiarlo por el blanco, que es el color que tienen actualmente.

En el caso de Londres los taxis con negros porque ya salían así de fábrica y se decidió dejar ese color para que fueran más baratos. En Nueva York, los famosos taxis amarillos fueron un invento de Harry N. Allen, un empresario que, harto de que le cobrarán de más, decidió crear su propia flota de taxis, importó 65 vehículos de Francia y creó la NewYork TaxiCab. Fijo así un precio fijo para evitar estafas y los pintó todos de color amarillo para que destacaran y que todo el mundo supiera que eran de esa compañía.

Artículos recomendados

Comentarios