Piden la vuelta a prisión del exlíder de JS Elche por pedofilia y prostitución de menores

Piden la vuelta a prisión del exlíder de JS Elche por pedofilia y prostitución de menores

El acusado lleva un mes en libertad condicional tras pagar una fianza de 20.000 euros.

Alejandro Díaz, exlíder de las Juventudes Socialistas de Elche, podría volver a prisión si prospera la petición de la Fiscalía, que ve injustificada la libertad condicional de la que disfruta tras haber pagado 20.000 euros de fianza.

Los argumentos que exhibe el órgano judicial se basan en la "extrema gravedad de los hechos, así como en el riesgo de reiteración delictiva", es decir, se teme que Díaz pueda volver a abusar de nuevo de otro menor de edad (por el momento no ha sido condenado por los delitos que se le imputan).

Díaz lleva un mes disfrutando de la libertad condicional después de que abandonara la cárcel de Fontcalent (Alicante) el pasado 2 de agosto tras pagar la fianza de 20.000 euros impuesta por el juzgado de Instrucción número 5 de Elche. La Justicia consideró que no había riesgo de fuga debido a su situación de arraigo, ni posibilidad alguna de que oculte, altere o destruya pruebas durante su estancia fuera de la cárcel.

Las únicas medidas cautelares que está enfrentando se centran en que debe de comparecer ante el juzgado una vez al mes, tiene prohibida la salida del territorio nacional y se le ha retirado el pasaporte. Unas medidas que, a juicio de la Fiscalía, son insuficientes para evitar la comisión de otro delito.

El exlíder de las Juventudes Socialistas de Elche, Alejandro Díaz "El exlíder de las Juventudes Socialistas de Elche, Alejandro Díaz"

El tribunal al que la Fiscalía ha recurrido decidirá en los próximos días si acepta la petición o la desestima. Para ello, valorarán la posibilidad real de que Díaz cometa de nuevo un delito de estas características.

Da la casualidad de que los agresores sexuales de tipología pedófila, por norma general, son incapaces de resisitir sus impulsos teniendo en cuenta que hasta hace un mes manejaba un material audiovisual que, según fuentes de la investigación, tenía una crudeza especialmente virulenta. Muchos de los agentes que visualizaron las imágenes tuvieron que paralizarlas en varias ocasiones.

El exlíder de las Juventudes Socialistas, ya destituido de su cargo cuando estalló el escándalo, visualizaba y compartía los vídeos a través de varias plataformas como Skype.

Además, los investigadores están analizando varias conversaciones en las que Díaz podría haber ofrecido los servicios sexuales de varios menores de edad a adultos. Si se confirmase esta teoría, Alejandro Díaz podría ser juzgado también por un delito de prostitución de menores.

Comentarios