Buscar
Usuario

Noticias

Obligan a una esclava sexual del Daesh a comerse a su hijo de un año

"La mujer se quejó porque llevaba tres días sin comer y decidieron cocinar a su hijo para que se lo comiese", según una diputada del parlamento iraquí. Otro violó a una niña de 10 años hasta la muerte.

El grupo terrorista Daesh ha obligado a una esclava sexual a comerse a su hijo de un año. Ese es el duro relato que ha confirmado la única diputada de origen yazidí en el Parlamento de Irak, Vian Dakhil, en una entrevista con el canal de televisión egipcio Extra News.

Vian relata que la madre había sido secuestrada por el grupo terrorista como esclava sexual. En el momento en el que suplicó algo de comida, ya que llevaba tres días de ayuno impuesto, los terroristas decidieron llevar a cabo una macabra idea.  Cuando los muyahidines escucharon sus palabras no lo dudaron: capturaron a su hijo de tan sólo un año, lo asesinaron a sangre fría y lo cocinaron. Después, se lo dieron a la madre sin relatarle la procedencia del plato.

Hemos cocinado a tu hijo de un año y eso es lo que acabas de comerte

Cuando la mujer terminó de comer, los terroristas aprovecharon para cumplir con un acto de máxima crueldad: después de lo que habían hecho, relataron a la madre la verdadera procedencia de la carne que había comido: "Hemos cocinado a tu hijo de un año y eso es lo que acabas de comerte". La madre, que ya ha sido liberada gracias a la acción de esta diputada, es incapaz de superar este terrible hecho, y seguramente no consiga hacerlo en un futuro próximo.

Algo cotidiano en el Estado Islámico

El Daesh está cometiendo todo tipo de actos en los territorios que controla "El Daesh está cometiendo todo tipo de actos en los territorios que controla"

Pero los relatos no acaban aquí: otra niña de diez años fue apaleada y violada ante la mirada de sus seis hermanas pequeñas y su padre hasta la muerte, sin que nadie pudiese hacer nada por evitarlo.

Por otro lado, los terroristas se están encargando de arrebatar los hijos de las manos de las madres secuestradas. Después, los llevan a un campo de entrenamiento donde les realizan un lavado de cerebro y les enseñan a matar a sangre fría y con incapacidad de empatizar con sus víctimas.

"Muchos de los yihadistas que están perpetrando atentados son hijos de estas mujeres, a los que han lavado el cerebro, han olvidado su propio nombre, su lengua, su familia... su identidad", ha relatado la diputada Vian Dakhil en la entrevista.

Tanto Vian, como el presentador del canal, terminan sin prácticamente poder continuar hablando ante la crudeza del relato que esta parlamentaria, única diputada yazidí en el Parlamento de Irak, cuenta ante la cámara.

Al menos 6.900 mujeres yazidíes permanecen raptadas por el Estado Islámico y sin posibilidad de huir ni de cumplir con su simple voluntad. La diputada, entre lágrimas, llega a afirmar "en pleno siglo XXI nos vemos obligadas a comprar a nuestras propias mujeres para poder liberarlas". Los terroristas están llegando a vender niñas en el mercado negro por 60 dólares.

La diputada se ha involucrado al máximo en los rescates de las mujeres yazidíes, una comunidad que ha sido el centro de la furia del yihadismo en la zona, pese a ser una comunidad que lleva asentada en la zona desde tiempos inmemoriales.

Sin prácticamente poder argumentar palabra, indignada, la diputada termina preguntándose con rabia: "¿Por qué estos salvajes nos hacen esto?". Una persecución que continúa.

Artículos recomendados

Comentarios