A juicio por hacer creer a su abuelo que tenía un tumor cerebral para quedarse con su dinero

A juicio por hacer creer a su abuelo que tenía un tumor cerebral para quedarse con su dinero

Le hizo creer a su abuelo que padecía un tumor cerebral y le pidió 45.000 euros para la curarse.

Noticias Dori Ayllón Dori Ayllón 20 Enero 2018 13:19

La Fiscalía del principado de Asturias pide un año y nueve meses de cárcel para una joven acusada de tratar de forma denigrante a su abuelo de 94 años ya fallecido. La nieta del fallecido le separó de su familia y le hizo creer que ella tenía un tumor cerebral, pidiéndole 45.000 euros para la "cura". A pesar de su avanzada edad, la víctima se encontraba bien físicamente, aunque padecía insomnio y depresión a raíz de la muerte de su esposa. Por este último problema el médico le recetó medicación, en concreto escitalopram, orfidal y adiro. 

Sin haberlo consultado con el médico, la acusada le cambió la medicación a su abuelo y le administraba más dosis de las que tenía prescritas. Según El Comercio, desde abril de 2014 quien se encargaba de medicar al fallecido era una cuidadora que había contratado su nieta. La mujer cuenta que le administraba lo que la acusada le decía. Esta última, un día llegó a inmovilizar a su abuelo con una sábana y le sujetó los brazos para darle la pastilla, ya que se negaba a tomársela. 

Más de un milón de personas mayores viven solas en España "Más de un milón de personas mayores viven solas en España"

Causa de la muerte 

A la acusada le molestaba tanto su abuelo que hasta pidió plaza en una residencia. En su escrito, la Fiscalía expone que el 22 de abril de 2014, la acusada recibió una llamada de la residencia para comunicarle que le habían adjudicado una plaza en la Residencia de San Francisco de Villaviciosa, cerca de donde vivían algunos familiares.

Ese mismo día murió por la tarde, pero según el examen toxicológico la culpable no fue su nieta. Y es que por los antecedentes se creía que la acusada podría haber matado a su abuelo, pero el examen toxicológico lo descarta:le administró la medicación prescrita por el médico y en la cantidad recomendada.

La causa de la muerte se debe a que las pastillas administradas le provocaron un "efecto secundario de depresión respiratoria" y junto con su edad, le provocaron la muerte. Aunque la Fiscalía considera que no es la culpable de la muerte, sí que admite que el trato profesado al fallecido era denigrante, pidiendo prisión durante un año y nueve meses y a pagar los costes del juicio. 

Comentarios