Buscar
Usuario

Vida

Este hombre estuvo a punto de morir por un orgasmo y enfrenta secuelas de por vida

Un potente orgasmo estuvo cerca de acabar con su vida a los 25 años y él decidió contar su historia en un libro.

La vida de Ashok Rajamani cambió radicalmente a los 25 años por un simple orgasmo que casi le cuesta la vida y por el que tendrá que sufrir secuelas durante el resto de su vida.

Ashok Rajamani estuvo a punto de morir por un orgasmo "Ashok Rajamani estuvo a punto de morir por un orgasmo"

El 17 de marzo del 2000, el día de la boda de su hermano mayor Prakash, Ashok se disponía a masturbarse aprovechando que su familia había salido a hacer turismo en Washington D.C.

Vistiendo únicamente una camiseta, empezó a masturbarse. Todo transcurrió como normalmente lo hacía hasta que, justo antes de llegar al clímax, Rajamani sintió como si algo explotara en su cabeza. Notó que "algo iba mal, increíblemente mal".

Cuenta que esa sensación no se la provocó el orgasmo, sino que parecía que el equivalente a que una bomba atómica le hubiese explotado en el cerebro.

Entre mis orejas, detrás de mis ojos, mi cerebro se había convertido en Hiroshima

De repente perdió la visión, como si alguien se los hubiese vendado y por su mente únicamente pasaban los pensamientos que tanto le habían atormentado de niño "Si te masturbas te quedarás ciego". Las maldiciones bíblicas ocupaban su mente justo antes de que volviese a ver, aunque no a la perfección, todo parecía envuelto en niebla.

La cabeza le dolía de forma insoportable y sentía como si poco a poco se estuviese desvaneciendo, su cuerpo le estaba diciendo que iba a morir. Tuvo el tiempo justo para ponerse unos calzoncillos y llamar a la recepción del hotel antes de desmayarse. Gracias a ese aviso su hermano puedo llevarle al hospital.

Su estancia en el hospital

Al volver en sí, Rajamani vio a su hermano y a su madre. No sabía donde se encontraba pero su familia parecía muy procupada."Estás en un hospital, dicen que has tenido una hemorragia cerebral, tu cerebro sangró", le dijo su hermano poco antes de que entrase el médico y lo explicase mejor.

Se llama una hemorragia cerebral intracraneal subaracnoide, después de realizar un escáner de tomografía computerizada, hemos podido descubrir la causa

Le mostró la imagen obtenida mediante rayos X y le explicó que lo que le había ocurrido no era debido a la masturbación, sino que se trataba de una malformación arteriovenosa, una AVM, y es un defecto de nacimiento congénito que se desarrolla en el feto a partir del tercer mes de embarazo, es decir, Ashok había nacido con una bomba de relojería en la cabeza.

Malformación Arteriovenosa Rayos X "Malformación Arteriovenosa Rayos X"

Así que si no hubiese sido masturbándose, habría sido de cualquier otra forma, pero la malformación hubiese acabado provocándole un infarto probablemente antes de cumplir los 40 años.

Al masturbarse se formó en el cerebro mucha presión producida por la acumulación de sangre que provocó la ruptura de la malformación, algo que hizo sangrar el cerebro e inundar su cabeza con fluido séptico.

Ashok se sentía acomplejado porque la causa de la ruptura de la AVM hubiese sido la masturbación, pero el médico le dijo que "muchos aneurismas e infartos cerebrales tienen un origen urogenital, es decir, se producen cuando las personas tienen sexo, están dando a luz o en el baño".

La recuperación

El doctor le dijo que era un milagro que hubiese sobrevivido, pero ese milagro no estaba exento de consecuencias. La estancia en el hospital fue el inicio de un largo tormento para Rajamani, que sufrió una grave infección provocada por el fluido cerebroespinal en su organismo y que, a día de hoy, 17 años más tarde, sigue padeciendo las consecuencias de ese accidente, ya que sufre de pérdida de visión y epilepsia.

Para superarlo, a Rajamani, escritor y poeta, le ayudó mucho poner su historia por escrito, tanto para sí mismo como para otras personas a las que les haya pasado algo similar y les pueda servir de ayuda.

Artículos recomendados

Comentarios