Buscar
Usuario

Política

Las elecciones en Reino Unido en cuatro claves

El país plantea la ratificación del Brexit y la influencia que los últimos atentados terroristas han tenido en la sociedad

Reino Unido vuelve a las urnas tres años antes de lo previsto en unas elecciones cruciales para el futuro de una de las principales potencias europeas. En medio de la reciente oleada de atentados, las islas británicas ratificarán ante las urnas el desarrollo del Brexit y el fortalecimiento de 'línea dura' contra el terrorismo que ya ha promulgado la actual premier británica Theresa May.

A pesar de que los resultados prometen ser muy ajustados, prácticamente todas las encuestas ofrecen una mínima victora para May frente a Corbin, que ha criticado los recortes en seguridad de la primera para ganar votos en el nicho que ahora teme la última oleada terrorista. 

La encuesta realizada por la empresa Opinium y que ha difundido la cadena pública BBC, ha afirmado que la actual presidenta lograría un 43% de los votos, frente al 36% de los laboristas.

La incógnita en este caso reside en la posibilidad de que May dimita si consigue ganar pero cosechar menos votos que su antecesor, David Cameron. Una situaci´on que parece improbable, pero que no ha sido descartada por los medios británicos.

1 Candidatos

El bipartidismo toma fuerza en Reino Unido. En un país sin mayorías absolutas desde 1970, los dos grandes partidos cosecharán un 80% de los votos (frente al 55%) que actualmente mantienen en nuestro país.

La líder conservadora Theresa May, a la salida del colegio electoral "La líder conservadora Theresa May, a la salida del colegio electoral"

Theresa May es la líder del partido conservador. Sustituyó a David Cameron cuando éste se negó a negociar con Bruselas el divorcio del Brexit. Ha ejercido previamente como Ministra del Interior, aunque los últimos ataques terroristas han minado su popularidad. Sin embargo, es la favorita.

Jeremy Corbin es el candidato del partido laborista. Partió con pocas posibilidades de ganar, pero los últimso atentados han recortado su distancia con su rival directa. Si pierde, renunciaría al cargo, lo que intensificaría la crisis que vive el Partido Laborista, que celebraría sus terceras elecciones primarias en tan sólo tres años.

Además, los ciudadanos británicos tienen otras posibilidades: por ejemplo, el Partido Nacionalista Escocés de Nicola Suturgeon, que ya ha planteado un nuevo referéndum de independencia del Reino Unido ante la salida de la Unión Europea que implica el Brexit.

El líder laborista, Jeremy Corbyn, a la salida del colegio electoral "El líder laborista, Jeremy Corbyn, a la salida del colegio electoral"

También se encuentra el Partido Liberal Demócrata de Tim Farron, que recientemente estuvo de actualidad porque una de sus parlamentarias afirmó que el agua podía volver a la gente homosexual.

Por otro lado, el Partido por la Independencia del Reino Unido, la UKIP de Paul Nuttall, de corte racista, xenófobo y de extrema derecha, que se espera que no tenga amplio apoyo tras la salida de Nigel Farage.

Los expertos consideran que una alta participación y el aumento del voto joven puede fortalecer al candidato laborista, mientras que la poca afluencia en las urnas será muy ventajosa para May. El voto conservador siempre es más proclive a acudir a los colegios electorales, ya que es más fiel a sus candidatos.

2 Votaciones y resultados

Un centro de votaciones en Reino Unido "Un centro de votaciones en Reino Unido"

Los colegios ya permanecen abiertos desde las 07:00 hora local y así permanecerán hasta las 22:00. Por el momento los principales candidatos ya han acudido a participar en la votación.

En el mismo instante en que se cierren los colegios electorales, los medios de comunicación tendrán la posibilidad de ofrecer los primeros sondeos a pie de urna. No serán datos concluyentes, pero sí permitirán conocer cómo puede finalizar la jornada.

Mientras tanto, los datos oficiales y concretos no se conocerán hasta las 03:00 de la madrugada, momento en el que estará más o menos claro la formación del nuevo parlamento británico. Aunque, realmente, los resultados escrutados al 100% no se conocerán hasta las 12:00 horas del viernes, aunque para dicho instante se presupone que todo estará ya completamente decidido.

Las comparecencias de ambos candidatos están previstas para las 02:30 en el caso de Corbyn y las 04:30 en el caso de Theresa May. Ambos se están jugando la permanencia como líderes de sus respectivas formaciones.

3 Sistema electoral

El parlamento británico está compuesto por 650 escaños "El parlamento británico está compuesto por 650 escaños"

Al igual que en España, Reino Unido cuenta con un sistema con una sola vuelta, lo que implica que el bipartidismo se ve reforzado por las apelaciones al denominado como 'voto ´util'.

La Cámara de los Comunes, es decir, la Cámara Baja del Parlamento, se compone de 650 escaños repartidos de manera proporcional a la población de los cuatro estados que componen el Reino Unido. Así, por Inglaterra hay 533, por Escocia 59, por Gales 40 y por Irlanda del Norte 18.

El ganador deberá de conseguir mayoría absoluta si quiere garantizarse la gobernabilidad, ya que corre el peligro de que una coalición de los partidos de la oposición le desbanque del número 10 de Downing Street.

4 Posibles resultados

Las quinielas en torno a lo que pueda suceder mañana día 9 de junio son completamente variadas. Los sondeos otorgan una victoria ajustada para May, aunque las distancias se han acortado mucho debido a los recientes atentados y la mala gestión del terrorismo que ha mantenido la actual premier británica.

Un parlamento fraccionado podría dificultar la acción de gobierno y la ejecución del Brexit "Un parlamento fraccionado podría dificultar la acción de gobierno y la ejecución del Brexit"

May aspiraba a mantener una ventaja de 20 puntos frente a su rival directo, el laborista Jeremy Corbyn. Ahora, podría valorar como un logro la posibilidad de ampliar su distancia de 17 diputados en un parlamento de 650 escaños (su partido tiene actualmente 633).

Si Corbyn acerca distancias, se corre el peligro de que el Parlamento se fragmente y no haya mayorías absolutas. Para ello, May necesitaría de la oposición para sacar adelante cualquier iniciativa legislativa.

Su socio tradicional, el partido Liberal Demócrata (con el que gobernó en 2010), ha roto completamente las relaciones porque quiere que Reino Unido permanezca en la Unión Europea. Para este partido sería fundamental la convocatoria de un segundo referéndum que ratificase el Brexit.

Si no consigue la mayoría, May no descarta dimitir del cargo, lo que dejaría un partido conservador sin un líder claro. Sin embargo, las encuestas pueden fallar estrepitosamente, tal y como sucedió en las elecciones legislativas del año 2015.

Mientras tanto, el resto de partidos esperan mantenerse. El Liberal Demócrata de Tim Farron quiere ampliar los nueve escaños con los que cuenta, el SNP escocés de Nicola Sturgeon espera mantener la mayoría histórica de 54 escaños y el eurófobo UKIP espera obtener al menos representación tras haberse desinflado después de la ratificación del Brexit en las urnas.

Artículos recomendados

Comentarios