Las empresas que abandonan Cataluña tras el pánico generalizado forman el 50% de su PIB

Las empresas que abandonan Cataluña tras el pánico generalizado forman el 50% de su PIB

Ante una posible declaración unilateral de independencia, la mayoría de las grandes empresas trasladan su sede social a otras ciudades.

Economía Christopher Mackenzie Christopher Mackenzie 10 Octubre 2017 11:30

La irresponsabilidad política de la Generalitat capitaneada por Carles Puigdemont está haciendo temblar los cimientos económicos de los catalanes y del resto de España. La imagen del país se ha visto afectada tras los últimos acontecimientos ocurridos tras la jornada del referéndum ilegal, lo que ha obligado al Gobierno central a facilitar la salida de la industria de la comunidad autónoma.

El miedo ante una DUI (declaración unilateral de independencia) por parte del Govern, ha provocado que seis de las siete grandes empresas catalanas del Ibex trasladen su sede social desde Barcelona a diferentes ciudades a lo largo y ancho de la geografía española. Los consejos de administración de estas compañías así lo han anunciado ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Otras medianas y pequeñas empresas siguen la misma estela y algunas esperan a la comparecencia de Puigdemont.

La economía catalana, resentida

La patronal catalana pide paralizar la independencia "La patronal catalana pide paralizar la independencia"

El dinero es el dinero y el capitalismo no entiende de ideologías. Es lo que han pensado hasta los empresarios afines al soberanismo, al trasladar sus sedes sociales a Madrid, Alicante o Valencia para mantener la seguridad jurídica de sus inversores. Pese a que el vicepresidente de la Generalitat, Oriol Junqueras, asegure que se van "a los Países Catalanes", la mayoría de las sociedades han aprobado este traspaso a la capital del país.

Aquellas empresas y bancos que han aprobado ya su traslado o están pensando hacerlo en los próximos días, componen el 50% del Producto Interior Bruto (PIB) de Cataluña. Es decir, 90.000 millones de euros es el valor que cotizan estas compañías en el Ibex 35. El PIB catalán alcanza los 210.000 millones. El daño puede ser mayúsculo para las inversiones futuras en la Generalitat.

Los asesores jurídicos de las compañías que han decidido cambiar su domicilio social han advertido a los empresarios que con esta marcha se protege el capital ante una eventual legalidad paralela planteada por la Generalitat. Asimismo, advierten sobre un posible control por parte del Governde estas empresas.

La patronal catalana Foment del Treball ha advertido a través de un comunidado que las sociedades que están pensando en abandonar Cataluña siguiendo la estela de las grandes compañías "podrían ser miles". Asimismo asegura que se está produciendo una importante fuga de capitales y los inversores están huyendo despavoridos. En el mismo comunicado advierte sobre el descrédito de la Generalitat y del país en su conjunto y pide al Parlament que rechace una DUI que podría tener consecuencias irreparables para toda Cataluña.

La huida empresarial

Muchas empresas se encuentran sopesando la posibilidad de seguir la estela de las corporaciones que han abandonado Cataluña "Muchas empresas se encuentran sopesando la posibilidad de seguir la estela de las corporaciones que han abandonado Cataluña"

Las grandes ya han aprobado su desbandada tras el decreto facilitado por el Gobierno de Rajoy para permitir una salida fácil de Cataluña sin la necesidad de pasar por la junta de accionistas. Entre las que trasladan su sede social a Madrid se encuentran Gas Natural, Abertis, Cellnex, Inmobiliaria Colonial. Caixabank marcha a Valencia y Banco Sabadell a Alicante.

Otras empresas también han facilitado la salida de la comunidad autónoma. Entre ellas se encuentran Aguas de Barcelona o Torraspapel. Bancos como Criteria Caixa, Banco Mediolanum, Arquia Banca, GVC Gaesco Beka, Trea Asset Management; compañías de seguro como SegurCaixa Adeslas y MGS Seguros; empresas sanitarias como Oryzon, Naturhouse, Proclinic Expert, DVD Dental o Klockner; la compañía de mensajería MRW; Service Point de reprografía; Ballenoil de combustibles; Dogi del mundo textil y filiales como Cervecera San Miguel o la constructora Copasa, componen la larga lista de compañías que abandonan la inestabilidad que ofrece Cataluña.

Algunas sociedades se encuentran sopesando la posibilidad de marchar si Puigdemont se atreve a declarar la DUI. Entre ellas se encuentran Freixenet, Codorniu, Renta Corporación, Catalana Occidente, Idilia Foods -que integra compañías como Colacao o Nocilla- y el Grupo Planeta.

1 Comentario

  • Más recientes
  • Mejor valorados