La consellera expulsada por Ada Colau acusa de racismo al partido

La consellera expulsada por Ada Colau acusa de racismo al partido

Barcelona en Comú expulsa a la consellera de Ciutat Vella y ella contraataca desvelando el mobbing que habría sufrido en el partido.

Política 19 Enero 2016 17:20

Lo que para Barcelona en Comú es una "decisión difícil" motivada porque "no estaba cumpliendo adecuadamente con su trabajo", para la concejala Huma Jashed su despido tiene un motivo único y claro: el racismo, sumado a que, según ella, desde el partido "no aceptaron el resultado de las primarias" en las que fue elegida.

Jashed ha contado a Crónica Global su versión del despido hecho público el pasado 15 de enero, que incluye comportamientos cercanos al mobbing del partido hacia ella. La exconcejala de Ciutat Vella nació hace 50 años en Pakistán y es presidenta de la Asociación Cultural y Social de Mujeres Pakistaníes, desde la que organiza eventos y actividades para la integración de las mujeres de su país en Barcelona y la difusión de su cultura.

Huma Jashed dice que BComú la echó por racismo "Huma Jashed dice que BComú la echó por racismo"

Precisamente en un largo comunicado en la página de Facebook de Guanyem Ciutat Vella, Barcelona en Comú señala que Jashed habría estado trabajando buscando el interés particular y no general, sin embargo, ella afirma que el partido fue el que le ofreció subvenciones a su ONG si renunciaba al cargo.

La consellera acusa de mobbing y racismo a Barcelona en Comú

A partir de ahí, Huma describe de manera desastrosa las prácticas que el partido habría tenido con ella: "no me enviaban como representante de Barcelona en Comú a ningún acto, no me dejaban negociar con otros grupos políticos, no me avisaban de las reuniones... no me dejaban trabajar". La pakistaní vuelve a hacer alusión al racismo como explicación de estas actitudes, afirmando que "la sociedad solo quiere el voto de los inmigrantes, no que los represente".

Huma insiste en desmentir las acusaciones del partido y en dejar claro que ella trabajó mucho para que Barcelona en Comú resultara elegido en su distrito, haciendo incluso "campañas puerta a puerta" de hasta "14 horas" y seis días a la semana. Por ello, se muestra resentida con todo el organismo, desde el Consejo Ejecutivo, que afirma que la ha ignorado, hasta otros consejeros y la propia Ada Colau, a la que acusa de no mediar en su destitución: "me ha echado sin escucharme".

Comentarios