Buscar
Usuario

Vida

Cómo identificar a un compañero de trabajo tóxico

Lidiar con un compañero de trabajo tóxico puede hacer muy complicado el día a día: estos son algunos consejos para identificarlos.

Cómo identificar a un compañero de trabajo tóxico

A la hora de acudir a nuestro puesto de trabajo, nos relacionamos con multitud de personas tanto dentro como fuera de la oficina. La situación, sin embargo, puede volverse altamente complicada cuando tenemos que lidiar con un compañero cargado de competitividad, tendencia a la agresividad o con comportamientos que buscan desmerecer nuestras labores.

Este hecho puede afectar a las personas, tanto a nivel de salud física y mental, como en el estado de ánimo o la autoestima. Algunas personas pueden hacer que suframos un alto nivel de malestar, incluso cuando no se relacionan con nosotros de forma directa y no hay discusiones. Se trata de conductas tóxicas que debemos identificar para establecer barreras de seguridad.

Hablamos de conductas o actitudes que perjudican a la persona, creando un mal clima y haciendo que la productividad caiga diariamente. Estos son algunos de los consejos para identificarlos y protegerte de sus acciones.

Cómo identificar a un compañero de trabajo tóxico

1 Necesidad imperiosa de ganar

Incluso cuando nos encontramos en ambientes donde no se propicia la competitividad, la persona tóxica sí la siente y quiere ganar ante todos. Creen que el compañero es un rival y tienden a realizar prácticas con el objetivo de perjudicar su trabajo, desautorizarlo o desmerecer sus labores.

2 Falsas justificaciones

Este compañero tóxico justificará sus actuaciones achacando errores a los demás, incluso con descalificativos, incluso cuando estas justificaciones no sean pedidas ni necesarias. Nunca reconocerá un error propio.

3 Manipulación

Los compañeros tóxicos actúan manipulando a los demás para que hagan lo que ellos quieren. Esto nace de su falta de empatía, viendo a los demás como medios para lograr sus fines. Pueden enmascarar sus acciones fingiendo que están actuando por el bien del otro. Además, buscarán cómplices en el ambiente laboral, a los que alimentan con su sensación de poder.

4 Uso de las reglas para perjudicar al compañero

A la hora de desempeñar las normas de trabajo, no existirá una verdadera equidad entre ambos compañeros. El tóxico, utilizará las reglas para que los demás no le perjudiquen a él e incluso buscará imponerse ante los demás mediante su tergiversación, pero él no seguirá las normas que dice defender y actuará a su antojo.

5 Egocentrismo

Al carecer de una verdadera empatía, verán el mundo siempre desde su punto de vista, sin atender a las perspectivas de sus compañeros de trabajo. Por ello, restarán todo el valor posible a aquello que se salga de sus esquemas.

6 Falta de empatía y alto cuidado a la hora de tratar con ellos

Este tipo de compañeros mostrarán una fuerte falta de empatía, de forma que les costará tratar a los demás con respeto o cariño, así como no serán amables al pedir las cosas. Al ser una conducta establecida, se dará por hecho y se anda siempre con mucho cuidado de no hacer nada que pueda molestarle, a pesar de que el compañero está actuando sin cortapisas en muchas ocasiones.

7 Pesimismo

Estos empleados, independientemente de cómo se comporten fuera del trabajo, mostrarán siempre una actitud pesimista en la oficina, creyendo que todo irá a salir mal siempre, a pesar de que no existan motivos aparentes. No conocen el optimismo y les cuesta enfrentarse a nuevos retos al carecer de esperanza.

Como hemos comprobado, hay siete puntos que pueden servir para identificar a un compañero de trabajo tóxico. En el ámbito laboral, muchas personas ponen a prueba sus valores y fortalezas. Muchos ven este punto como un resquicio para saltarse los límites básicos en el trato hacia los demás. Por ello, es necesario para poder alejarnos, colocar elementos de seguridad y protegernos.

Artículos recomendados

Contenidos que te pueden interesar