Buscar
Usuario

Ciencia

Un estudio científico nos descubre cómo apareció Dios en nuestras sociedades

Los científicos han concluido que las diferentes divinidades del planeta surgierón gracias al desarrollo moral de la civilización.

La existencia de religiones y deidades que han copado las civilizaciones del planeta es ampliamente extensa. Ya sean monoteístas o politeístas, lo cierto es que la gran mayoría se han elegido como elemento de diferenciación (en España véase los reinos cristianos frente a Al-Ándalus) e incluso como base de convivencia (por ejemplo, a la hora de elaborar leyes).

Según una investigación científica basada en técnicas de Big Data, se ha dictaminado que los seres divinos son causa de la evolución de las sociedades complejas. Este estudio publicado por Nature, se ha realizado en conjunto gracias a investigadores de Oxford (Reino Unido), Connecticut (EEUU) y Fujisawa (Japón).

Un ser invisible que vigila nuestras acciones

Miguel Ángel ya sospechaba algo... "Miguel Ángel ya sospechaba algo..."

Después de acceder a la inmensa base de datos Seshat: Global History Databank se ha llegado a la conclusión de que los grandes dioses han aparecido a medida que evolucionan las sociedades de gran tamaño. De manera previa a esta investigación se creía que las figuras divinas surgieron antes de las grandes civilizaciones.

Esto quiere decir que una deidad era necesaria para moralizar a los miembros de una comunidad. Según aumentaba el número de individuos dentro de un grupo, era más complicado controlar los comportamientos considerados como inmorales. Para evitar que los incautos cometan malas acciones, supuestamente habrían aparecido las deidades como fuente de convivencia adquirida.

El estudio concluye que las pequeñas sociedades no tienen dioses moralizantes, ya que sus creencias están basadas en la naturaleza y no en el comportamiento del ser humano. Por contra, los grandes dioses moralizantes han sido necesarios para la aparición de las sociedades de gran tamaño.

Ra, el primer 'patrón' de la sociedad

En el año 2850 a.C. se formó la Segunda Dinastía de faraones en Egipto. Ra, Dios del Sol, era el señor supremo del cosmos; también juzgaba a los difuntos tras la muerte. Según estas creencias, debía seguirse un código llamado 'maat' para hacer lo que era correcto. Proteger a los débiles o no robar nunca eran algunas de sus normas.

Como vemos, casi 3.000 años antes de la aparición de Cristo y el Dios cristiano, ya existían dogmas basados en figuras divinas que servían como 'pegamento' en nuestra sociedad. De esta forma, nos invitaban a cooperar para evolucionar. Continuamente aparecierón deidades deidades en Grecia, Roma o China con la misma función que desempeñaba Ra: moralizar a sus creyentes.

La herramienta de investigación definitiva, el 'Big Data'

El futuro de la investigación esta en las grandes bases de datos "El futuro de la investigación esta en las grandes bases de datos"

Todos estos datos se han podido obtener gracias a un equipo formado por arqueólogos, antropólogos, historiadores, sociólogos y expertos en datos. Se han llegado a comparar 414 sociedades de 30 regiones del mundo en diferentes momentos históricos.

En este caso, se han analizado 47.613 registros de datos. Los responsables del trabajo aseguran que el 'Big Data' puede revolucionar el estudio de la historia humana ya que permite alcanzar campos de estudio que, de otra forma, serían impensables.

Artículos recomendados

Comentarios