Buscar
Usuario

Noticias

Oleksandr, el encargado de un supermercado en Irlanda que fue como voluntario a Ucrania y ha sido asesinado

Oleksandr Zavhorodniy abandonó Irlanda al conocer la invasión de Ucrania, su país, para unirse a la resistencia.

Oleksandr, el encargado de un supermercado en Irlanda que fue como voluntario a Ucrania y ha sido asesinado

Oleksandr Zavhorodniy era un hombre ucraniano de 45 años que llevaba viviendo en Irlanda durante casi 20 años. Allí se ganaba la vida como gerente en un supermercado de la cadena Aldi en Sandyford, Dublín. Hasta que dejó todo para abandonar su país de acogida el 2 de marzo y unirse a la resistencia que combate a las tropas rusas frente a la invasión en Ucrania.

Este padre de dos hijos estaba realizando labores como francotirador en Ucrania cuando murió el pasado 30 de marzo, cuando la región del Donbas, situada en el este del país, estaba siendo objeto de un intenso bombardeo.

Su amiga, Anya Neilande, explicó que sus allegados habían tratado de convencerlo para que no llevara a cabo su decisión y no volviera a Ucrania. "Era bastante heroico. La gente trató de convencer a Alex para que se quedara. Pero creo que estaba muy comprometido y tomó una decisión. Era bastante terco. Habría caminado hasta Ucrania si hubiera tenido que hacerlo. Así de decidir estaba", explicó Neilande a The Irish Times.

Zavhorodniy voló hasta Varsovia (Polonia), antes de dirigirse a Ucrania, donde se reunió con un grupo de voluntarios. Allí fue destinado con una unidad militar y se le asignó un papel en la guerra que cumplió hasta el final.

En conversaciones con 'Today with Claire Byrne', Anya comentó: "Dijo que tenía que volver a Ucrania porque alguien tenía que proteger a los niños, los ancianos y las mujeres. Sentía que era su deber volver y protegerlos", explicó.

Otro amigo de Oxeksander, Alex Cucuet, explicó en el programa 'Morning Ireland' de RTE que Zavhorodniy era una "persona muy enérgica y divertida" y añadió: "Siempre fue la primera persona que estaba al frente de todo lo que había que organizar".

El contacto entre ambos no se perdió después de que llegara a Ucrania para unirse a la guerra: "Estaba en WhatsApp. Me enviaba mensajes de texto y fotos divertidas tratando de hacernos reír a todos a pesar de que estábamos preocupados por él".

Una despedida

Desde su muerte, Anya ha creado una recaudación de fondos a través de la plataforma GoFundMe con la que espera que la familia de Oleksandr pueda salir de la situación en la que se encuentra tras su muerte. Ya acumula más de 28.000 euros.

Un portavoz de los supermercados Aldi ha descrito a Oleksander como "un miembro muy valioso y muy querido en el equipo durante más de ocho años". "Todos estamos conmocionados por esta noticia y nuestros pensamientos están con la familia y amigos de Oleksandr en este momento tan difícil. Fue un gran activo para la compañía y le extrañaremos mucho", añadieron.

Artículos recomendados

Contenidos que te pueden interesar