La nueva burundanga en forma de  betún que ya lleva dos víctimas en discotecas de Madrid

La nueva burundanga en forma de betún que ya lleva dos víctimas en discotecas de Madrid

Dos chicas han sido presuntamente víctimas de los conocidos como 'poppers' en dos discotecas de la capital.

Noticias Nico Dámaso Nico Dámaso 22 Octubre 2018 18:08

La burundanga, también conocida como escopolamina, es uno de los peligros a los que se enfrentan las mujeres en una discoteca. La droga, que puede ser fácilmente introducida en la bebida o incluso inhalada, tiene el efecto de anular completamente la voluntad de la víctima. Aunque su uso nació en Latinoamérica, recientemente ha llegado a España y ha sido fundamental en una larga lista de agresiones. Sin embargo, los delincuentes sexuales disponen de más de una estratagema para cumplir sus objetivos.

El testimonio de una menor madrileña víctima de presuntos abusos sexuales, vuelve a poner encima de la mesa el uso de sustancias ilegales para cometer este tipo de delitos y la situación indefensa de las víctimas. El pasado mes de septiembre, un grupo de amigas acudía a una fiesta en la discoteca Blackhaus, el antiguo Budha, que continuaría más tarde en Pachá. Una de ellas, fue víctima, presuntamente de una violación perpetrada por un joven en los baños de la última distoteca. 

El producto portado por el acusado "El producto portado por el acusado"

La chica de 17 años, apenas recuerda lo sucedido. Tiene lagunas de lo ocurrido esa noche y, de no haber sido por los mensajes que recibió del presunto violador, probablemente no podría haber denunciado. Según los 'WhatsApps' a los que ha podido acceder el portal El Español, el joven le dice que la noche anterior se besaron, que hubo sexo y que ella iba 'muy mal'. La guinda del pastel es la frase que escribe a continuación y que resulta incriminatoria en el proceso penal que ha abierto contra él: "¿Ayer ibas drogada o qué?"

La menor alega que ella siempre lo había rechazado y que, pese a las insinuaciones e intentos del agresor, ella lo había cortado todo. Por su parte, el acusado se escuda en que ella estaba dispuesta y se tiró a sus brazos. No obstante, la investigación da un vuelco después de encontrar un supuesto limpiador de cuero entre los objetos que portaba el denunciado el día de su primera declaración. En el recipiente se podía leer: "Fetish. Leather cleaner (limpiador de cuero)"

Clave en la investigación

Aunque los agentes en un primer momento no le dieron importancia, uno de ellos, por pura curiosidad, buscó por internet el nombre de aquel producto. "Despierta el apetito sexual" fue uno de los resultados más repetidos que encontró el funcionario. La sustancia también se conoce como 'poppers' y, como dice en su envase, inhalar o consumir el contenido puede ser peligroso. Acto seguido, una unidad de la Policía registró la vivienda del presunto agresor y se encontraron más botes del mismo producto.

La aparición del mencionado bote fue clave a la hora de iniciar las investigaciones "La aparición del mencionado bote fue clave a la hora de iniciar las investigaciones"

Aunque su venta y consumo se encuentra prohibido por la Agencia Española del Medicamento, el efecto que produce es el de una repentina sensación de ligereza y aumento del deseo sexual. Sin embargo, los efectos secundarios pueden ser nocivos, como el enrojecimiento de la cara, dolor de cabeza, náuseas, vómitos, hipotensión y aumento de la frecuencia cardiaca. Con dicha prueba, los agentes ahondaron en el caso y consiguieron enviarlo a los juzgados. 

Una de sus amigas también denunció

A las pocas semanas de la primera denuncia, una amiga de la joven víctima puso en conocimiento de la policía un caso similar, ocurrido también en una discoteca. Su presunto agresor formaría parte del mismo círculo del primero. Por lo tanto, la policía sospecha que en este caso también se pudo emplear el 'Fetish'. 

Ninguna de las dos jóvenes es capaz actualmente de reconstruir la noche en su totalidad. De momento, los casos se encuentran en manos de la Policía y los tribunales, que se encargarán de determinar los hechos que acontecieron en respectivas fiestas. Saber cómo fueron violadas y la estratagema que emplearon los presuntos culpables para aprovecharse de ellas será fundamental para que las autoridades actúen o finalmente archiven el caso de manera definitiva.

1 Comentario

  • Más recientes
  • Mejor valorados