Buscar
Usuario

Vida

Myla Reservas, un año después: "Me llamaron de Telecinco para ofrecerme un programa"

Myla Reservas responde a las críticas y muestra su lado más amable: "Suelo dedicar jotas o poesías a la gente que me pone comentarios positivos".

"Si te molesta, no vengas a mi establecimiento". Así de tajante responde Myla, la dueña de la pensión La Ferroviaria, en Zaragoza, en declaraciones a Los Replicantes. Precisamente, se cumple un año desde que nuestra protagonista alcanzara la fama de manera exprés por  sus geniales respuestas en las plataformas en las que se promociona. Y sin ningún tipo de filtro: "Yo siempre tengo un traje especial para la hipocresía, la gente se va siempre contenta y cuando llega a casa empieza a exigir", se defiende y justifica: "Se creen que han venido a un hotel de cinco estrellas, pero esto es una pensión".

Myla Reservas es conocida como la hostelera más hater de internet "Myla Reservas es conocida como la hostelera más hater de internet"

Su caso alcanzó tanta relevancia en las redes sociales y medios de todo tipo que, quizás, Myla se replanteó su futuro: llegó a decir que se retiraría. Nada más lejos de la realidad. Un año después, nuestra protagonista continúa dando rienda suelta a su sinceridad a través de las redes sociales.

Y, a pesar de que se mantiene en un segundo plano, hay que reconocer que podría haber alcanzado el estrellato definitivo sin problema: "Me ofrecieron un programa en Telecinco sobre hoteles, pero lo rechacé", nos confirma en exclusiva.

"Yo diría que ahora viene algún huesped más"

Tras doce meses de fama, le preguntamos a Myla si teme que algunas de sus respuestas puedan tener como consecuencia una progresiva pérdida de clientes: "A mí me queda poco para jubilarme, así que no tengo problema con ello. Cuando vea algo injusto, lo contestaré sin ningún tipo de problema", se sincera. Aunque, a renglón seguido, asegura que la fama de su local no ha tenido especial impacto en su clientela: "Siguen viniendo más o menos los mismos huéspedes, aunque yo diría que alguno más".

Una de las habitaciones que oferta Myla Reservas "Una de las habitaciones que oferta Myla Reservas"

Suponemos que entre los comentarios y toda la fama que ha alcanzado Myla en tan solo un año, más de uno llega a la Pensión La Ferroviaria con cierta precaución. Pues, al parecer, no hay nada más lejos de la realidad: "La mayoría dice que me comprende, pero si piensan algo malo, sé que no se atreven a decírmelo directamente a la cara".

Ante tanta consistencia, le preguntamos si algún cliente ha decidido rebatir sus respuestas: "No pueden hacerlo, siempre tengo pruebas de lo que digo, así que todo siempre se queda como está". Y es que Myla suele tomar este tipo de críticas... hacia lo personal: "Cuando insultan a mi establecimiento, me están insultando a mí, así que no me pienso callar".

Myla no se corta ni un pelo

A Myla, por si alguien lo pensaba, no le faltan agallas a la hora de responder. Apunten: "Tu opinión me importa lo mismo que las opiniones vertidas en 'Sálvame', me entretienen pero nada", responde a una mujer que critica su atención. Y continúa: "ya ves qué simpática soy con clientes tan maravillosos como tú, gracias".

Se masca la tragedia "Se masca la tragedia"

Tampoco faltan las críticas al machismo de algunos clientes... disfrazados. Una tal 'Ana G' le escribe: "La pensión es como su dueña: bonita, dulce, limpia y económica; bueno y un poco vieja también. La comida es como su dueña: buena, sabrosa y un poco pasada, también. Las habitaciones son como su dueña: cómodas, espaciosas y con pocas vistas, también. Muy recomendable para dormir a pierna suelta y sin bragas".

Ante tal dosis de 'arte', Myla no duda en responder: "La idiosincrasia de determinados elementos sueltos en la naturaleza hace que este tipo de espécimen ya caducado todavía se crea gracioso haciéndose pasar por una mujer. No merece un pensamiento más. Lo que siempre digo. Tridpavisor permite todo. Ni en sus mejores sueños conseguiría que yo le mirara más allá del mostrador de mi trabajo. Ni lo firmo, no merece la pena".

Myla recibe todo tipo de comentarios surrealistas "Myla recibe todo tipo de comentarios surrealistas"

Preguntamos a Myla por esta dosis de surrealismo tan impactante y ella responde: "Sé que este señor se ha alojado aquí por sus comentarios. Pero eso de que lo lleve al terreno personal, que si soy bonita... ¿A este señor quién le autoriza a escribirme todo eso? A mí es que me indigna y me saca de mis casillas..." responde con una evidente indignación.

Y no es el único caso: "El otro día vino un señor, me pagó 25 euros y me dijo que el establecimiento estaba asqueroso. Cogí inmediatamente y le respondí, diciéndole que el asqueroso era él y lo han publicado, me parece de lujo". Y, tras quedarse a gusto, Myla se impone: "El que quiera venir a mi establecimiento, vendrá con mis condiciones y sino, que no venga".

Le preguntamos por la cantidad de comentarios que recibe: "El problema es que viene mucha gente que antes de la crisis tendría la norma de viajar a hoteles de lujo. Lo que no puede ser es que exijas cosas que no has pagado, porque esto es una pensión", responde con evidente indignación y añade: "Yo solo doy lo que ofrezco".

"Suelo dedicar una jota o una poesía a la gente que me pone comentarios positivos"

Ante todas las críticas que ha recibido, Myla tiene muy claro que piensa continuar como hasta ahora: "Yo voy a seguir respondiendo a todas las críticas que reciba, al igual que lo hago si me escriben algo a favor".

Cuando Myla recibe comentarios a favor, no duda en mostrar su halago e, incluso, se esfuerza en hacer regalos con una alta carga emocional: "Suelo contestarles con mucho cariño, les dedico una jota o una poseía, lo que haga falta".

Myla Reservas hace gala de su 'corazoncito' y también tiene muchos detalles con sus fans "Myla Reservas hace gala de su 'corazoncito' y también tiene muchos detalles con sus fans"

De hecho, afirma que"el 90% de la gente que viene lo comprende y me apoya, se quieren quedar conmigo, me saludan, les doy dos besos y yo encantada".Y añade: "Habrá otro porcentaje a quien no les guste, pero allá ellos".

Llegados a este punto, Myla tiene un mensaje muy contundente para lanzar a sus detractores: "La gente que no comprenda mi manera de actuar no me interesa como cliente, que una persona venga a un establecimiento que es una pensión y me exija un hotel de tres estrellas o un resort cuando yo no lo ofrezco, ese señor no me interesa, prefiero que se vaya a otro lado".

"Ninguno tiene fuerza para ponerse delante mía"

Myla asegura que ninguna persona suele dirigir comentarios negativos en persona "Myla asegura que ninguna persona suele dirigir comentarios negativos en persona"

Viendo los placajes que Myla lanza a través de las redes, nos surge la siguiente pregunta: ¿Habrá tenido algún 'encontronazo' con algún cliente? "No, el problema es que no tienen fuerza para ponerse delante mía y mirarme a los ojos o tener narices de decírmelo". 

En sus respuestas, Myla tampoco ahorra en 'calificativos' y 'piropos'. Por ejemplo, un usuario que afirma que la dueña del hostal les dejó sin entrar a las instalaciones a pesar de que la reserva estaba hecha: "Me encanta responder a mentirosos así, vuestra tarjeta cancelaba los pagos y, como estoy en mi derecho, no quiero clientes que no me interesan". Y añade: "Fíjate si tengo tablas que sin veros ya no me gustabáis".

"Me llamaron de Telecinco para ofrecerme un trabajo"

La fama llegó a Myla con rapidez, pero ella lo tomó con normalidad: "Yo atiendo a todos los medios que me preguntan, a la gente le sorprende todo, pero para mí es lo más natural del mundo".

Tras reconocer que no ha tenido ningún problema con su escalada a la cúspide de las redes sociales,Myla nos cuenta un detalle desconocido que, quizás, la podría haber convertido en la mismísima Oprah Winfrey española: "Me llamaron varias veces de Telecinco, estaban interesados en que hiciese un programa sobre hoteles". Dice que no recuerda más detalles sobre la propuesta, a pesar de que insistimos.

Myla Reservas es, básicamente, todo un animal televisivo "Myla Reservas es, básicamente, todo un animal televisivo"

A pesar de ello, conseguimos saber qué respondió Myla: "Yo les dije en todo momento que no. Mi trabajo es atender al público, vender habitaciones y es lo único que me gusta hacer".

Y lo cierto es que está comprometida con su trabajo: "Me pego una media de doce horas diarias de lunes a domingo, desde que creé este establecimiento hace 40 años", nos relata con evidente indignación ante las críticas recibidas.

Mientras tanto, Myla Reservas continuará en la Pensión La Ferroviaria, contestando a todos los haters que se encuentre porque, recuerden, "si insultan a mi pensión, me están insultando a mí". Así que cuidado.

Artículos recomendados

1 Comentario

  • Más recientes
  • Mejor valorados