Una mujer se queda embarazada dos veces en una semana: esta es la explicación científica

Una mujer se queda embarazada dos veces en una semana: esta es la explicación científica

Beata Bienias se quedó embarazada por fecundación in vitro mientras esperaba dos bebés de forma natural.

Beata Bieias llevaba 10 años de su vida intentando tener hijos pero sus problemas de salud se lo impedían. Ahora, a sus 36 años, ha conseguido dar luz a tres niñas de las que se siente orgullosa. Aunque, sin lugar a dudas, el suyo no ha sido un embarazo normal.

La mujer se sometió a una fecundacion in vitro sin saber que dos dias antes de la intervención ella y su marido habían concebido ya a dos bebés. "Me informaron de que no se podía practicar sexo durante los cuatro días anteriores a someterme a la FIV. Obviamente, debimos hacerlo", ha explicado a diversos medios ingleses.

Beata se dio cuenta de su doble embarazo cuando se sometió a su primera ecografía y la gestación, por asombroso que parezca, se desarrolló sin complicaciones y ahora ha dado a luz a tres niños. Aunque Borys y Matylda fueron concebidos de forma natural y Amelia por fecundación asistida, los tres nacieron por cesárea el 13 de diciembre en el Real United Hospital. "Nunca, nunca pensé que tendría tres bebés dentro de mí. Todavía no puedo creerlo cuando los miro. Estoy tan feliz", declaró.

Borys, Mtylda y Amelia son los tres bebés que ha dado a luz Betania Bieias "Borys, Mtylda y Amelia son los tres bebés que ha dado a luz Betania Bieias"

¿Un caso excepcional?

La experta en fertilidad Emma Cannon ha asegurado al diario The Mirror que en sus 25 años como especialista solo se ha encontrado con uno o dos casos de mujeres que se han quedado embarazadas mientras se sometían a un tratamiento de fecundación in vitro; sin embargo, "Nunca he encontrado a nadie que haya concebido naturalmente antes o en el momento de la transferencia de embriones y luego se haya quedado embarazada mediante la fecundación in vitro", concluye.

Sin embargo, según la opinión de Jan Tesarik, responsable del primer parto por fecundación in vitro, podría tratarse de un caso más común de lo que parece. El doctor en medicina y cirugía ha explicado a El País que la excepcionalidad del embarazo depende del método que hayan utilizado en la clínica de fertilización:"Si se trataba de una transferencia de embriones frescos, es una cosa que ocurre con frecuencia. Basta que la paciente ovule espontáneamente unos cuantos días antes o después de la tentativa de FIV".

Pero la situacióncambia si el método empleado fue otro: "Normalmente, ante una transferencia de embriones congelados se inutilizan los ovarios y se prepara al útero para recibir a ese embrión fecundado en laboratorio. En este caso, sería más raro que sucediera". ha explicado Tesarik.

Comentarios