Buscar
Usuario

Vida

Un médico español que superó el coronavirus, nuevo Mr. Gay World

El nuevo Mr. Gay World es español y uno de los miles de profesionales sanitarios que se han infectado con la Covid-19 durante la pandemia.

Un médico español que superó el coronavirus, nuevo Mr. Gay World

El nuevo Mr. Gay World es español y está acaparando todos los focos, también, fuera de nuestras fronteras. Se trata de Francisco José Alvarado, un médico de familia que trabaja en un centro de salud de Madrid realizando una sustitución y que, como tantos otros sanitarios, ha terminado infectado por el coronavirus.

Su paso por la Covid-19 empezó con tos seca que, posteriormente, se tornó en un fuerte cansancio y dolores musculares, entre otros síntomas. Poco después, hizo uso del único kit PCR destinado a los sanitarios en el centro de salud y dio positivo.

El médico ha ganado notoriedad relatando en su perfil de Instagram cómo ha vivido su período de confinamiento, 19 días de cuarentena sin salir de la habitación que tiene alquilada en un piso compartido.

Ahora, Francisco José Alvarado se ha convertido en Mr. Gay World. En la edición de 2019 quedó en el segundo puesto pero esta vez, ante la imposibilidad de celebrar el certamen, finalmente ha sido premiado en esta edición. Conoció la noticia poco más de un mes de su reincoporación al trabajo.

Pide combatir la homofobia, también en el ámbito sanitario

Ver esta publicación en Instagram

Y vuelvo a compartir la foto que más ha gustado este 2019 ???? No es fácil desnudarse, no solamente literalmente, sino emocionalmente, mostrarse al descubierto sin corazas ni pretensiones. A veces siento miedo, vergüenza, inseguridad, frustración, incluso ansiedad... creo que todos experimentamos estas emociones en algún momento y nos enfrentamos a ellas, ¿verdad? ¿Cómo nos enfrentamos a ellas? Yo creo que ahí está la clave. A mí me educaron para quedar bien y gustar a todo el mundo, inmerso en un ambiente rural dirigido por el qué dirán. También, me enseñaron que no podía tener todo lo que quería y desde pequeño aprendí a manejar esas situaciones en las que no conseguía lo deseado. Hay veces que no es el momento y no llegas a la meta a la primera, ni a la segunda, en ocasiones, ni a la tercera, ni a la cuarta y, de repente ocurre, tras caerte y levantarte a la quinta LO CONSIGUES. O por el contrario, entiendes que EL PREMIO ES EL CAMINO y no el final. Hasta que no volé del nido no asumí que no podía bailar al agua de todos y que debía posicionarme. Me han cerrado muchas puertas en la cara y otras que creía que estaban tapiadas se abrieron. Muchas veces damos por hecho cosas que no sabemos, creamos falsas expectativas y ahí nace nuestra desilusión. Yo he decidido enfrentarme a esta realidad y sacar partido. En el rechazo entendí la importancia de mi entorno que me acepta sin condiciones, valoré la libertad de poder ser auténtico y querido por mi gente. Intento dejar de justificar las excusas de aquellos que no muestran interés y me doy cuenta de que NO PASA NADA. No tiene sentido malgastar tiempo y energía en convencer a personas que no creen en mí. Intento invertir ese tiempo para ser mi MEJOR versión y gustarme a mí, aceptarme con todos mis defectos y no pretender ser ni mostrar lo que no soy. NO SIEMPRE ES FÁCIL, pero cuando encuentras ese #AMOR PROPIO y lo compartes, cosechas muchos más éxitos. Dicho esto, aquí os dejo esta foto al natural, sin retoques digitales y mostrando que SOY COMO SOY ???? FELIZ 2020 ?????????????????????????? @danudephoto #nude #teddy #bear #nature #hairy #legs #beard #otter #wolf

Una publicación compartida de ???????????Fran Alvarado ??????????????? (@fj_alv) el

Francisco José Alvarado ha reclamado también combatir la homofobia, especialmente en el ámbito sanitario: "Hay que seguir trabajando contra ella en sanidad y en general. No es exclusivo del ámbito sanitario. Hace 30 años que la Organización Mundial de la Salud (OMS) descatalogó a la homosexualidad de las enfermedades mentales. Hoy, en 2020, se sigue hablando de terapias conversivas para curar la homosexualidad", relata en una entrevista con Redacción Médica.

Ver esta publicación en Instagram

Y no hay que ser un lince para darse cuenta de que he engordado, pero aún así hay gente empecinada en recordármelo y sentencian que no soy capaz de mostrarme en peores versiones. Pues aquí va otra prueba más de ello, sin retoques digitales y luciendo mis 87 kg con una gran sonrisa. Es triste que personas con poca autoestima y MUCHAS inseguridades, en vez de trabajar su propia inteligencia emocional y querer más, se empeñen en sobresalir sobre los demás sacando a relucir las debilidades de otrxs y estén dispuestos a pisotear a quien se les cruce en el camino. En ese aspecto, por suerte, soy consciente de mi cuerpo, de sus versiones y de las circunstancias que lo acompañan. ¿Qué es mejor y qué peor? ¿Cuál es el orden de las prioridades en tu vida? ¿Qué nos hace más o menos felices? Pues no es cuestión de centrar todo el protagonismo en el físico, ni es necesario exhibirse, pero por redes sociales es lo que nos entra por los ojos. Usamos esta superficialidad como referente en nuestro día a día, aunque nos haga sentir inferiores, aunque demos por hecho que mostramos nuestros mejores momentos por Instagram. Nos seguimos ciñendo en exclusiva a este escaparate, sin hacer referencia a otros aspectos de la vida menos estéticos, que no aparecen y que darían realismo a esta realidad virtual. Nos justificamos y tiramos balones fuera. Apariencias, complejos, ansiedad, envidias, depresiones... todo ello engranado en el seno de una sociedad, cada día, con menos habilidades de comunicación y más prejuicios. ¡Claro que tengo prejuicios! Cada vez que me enfrento a un/a paciente nuevx o conozco a alguien. Y me esfuerzo en romperlos, en trabajar ese margen que permite a otrxs darse a conocer y que nuestras impresiones, por fin, tengan fundamento. Oportunidades porque yo también hago y haré cosas mal... sé tan poco de tantos temas... lloro tantas veces de emoción... necesito desconectar tantas veces para recargar las pilas... me rio tantas veces de mí... Que cada día me da menos miedo mostrarme como soy, de verdad. Cada vez busco más la felicidad de ser libre ?????????????????????????? #CUÉNTASELOALAPAKA

Una publicación compartida de ???????????Fran Alvarado ??????????????? (@fj_alv) el

Asegura que hay personas que han cuestionado su profesionalidad como sanitario por el simple hecho de haber sido premiado en este certamen: "Hay gente que piensa que no eres el modelo sanitario que destaca con cosas que tienen que ver con la profesión. Hay personas que cuestionan esto, que trabajes además en algo que se desmarca de la Medicina. Pero es que aquí también hay una gran labor comunitaria, de educación a la población", señala.

Francisco José, que conitnua ejerciendo la medicina en el centro de salud tras reincorporarse, reconoce que"hay profesionales sanitarios que no son capaces de apartar sus juicios morales y eso coacciona mucho" a los pacientes homosexuales, que van a consulta por cuestiones de salud sexual.

"La sexualidad y las drogas son un tabú social. Una minoría del colectivo consume drogas y hace prácticas sexuales de riesgo y ya se extrapolan a todos, cuando además no es algo exclusivo de los homosexuales", ha asegurado.

Artículos recomendados

Comentarios