Más de un cuarto de la población europea considera que la violación está justificada en ciertos casos

Más de un cuarto de la población europea considera que la violación está justificada en ciertos casos

El 27% de los habitantes de Europa considera que la violación está justificada por algunas circunstancias, como que la víctima no muestre resistencia, haya consumido alcohol o vista con ropa inapropiada.

Vida María Pérez García María Pérez García 01 Diciembre 2016 13:04

Según un estudio publicado por el Comisionado de la Unión Europea de Violencia de Género, un cuarto de la población europea considera que se puede justificar una violación según las circunstancias que le rodeen. Los investigadores encuestaron a 30.000 habitantes, procedentes de los distintos países de la UE, sobre su opinión acerca de obligar a alguien a mantener relaciones sexuales en varias circunstancias, como vestir con ropa 'provocadora' o no ofrecer resistencia física. 

El resultado es más que sorprendente, el 27% de los europeos consideran que las relaciones sexuales forzadas son aceptables en ciertas circunstancias. Con este tipo de afirmaciones tiene delito que nos autoproclamemos 'el primer mundo'.

Según los datos del informe, el 12% afirmaba que era aceptable si la víctima había ingerido bebidas alcohólicas o drogas, el 11% consideraba normal abusar de una persona si aceptaba ir a la casa de un desconocido y el 10% justificaba una violación si la víctima no luchaba físicamente

Las cifras son distintas según el país. Los índices mayores se concentran en Bruselas, Letonia, República Checa, Eslovaquia, Hungría, Rumanía y Bulgaria. Los países que han registrado unos porcentajes más bajos son España, Irlanda, Países Bajos, Eslovenia, Suecia, Finlandia y Dinamarca.

Por ejemplo, el 60% de las personas que viven en Rumanía normalizan la violación en las circunstancias expuestas anteriormente. Por otro lado, el Reino Unido se sitúa en los puestos intermedios, con un 22% de población.

Vestimenta 'provocativa'

Casi el 30% de la población normaliza este tipo de hechos "Casi el 30% de la población normaliza este tipo de hechos"

La forma de vestir de la víctima es uno de los factores que más contribuye a normalizar este tipo de agresión. Hace poco, España vivía un claro ejemplo de este caso, cuando el El País publicaba las primeras noticias sobre la desaparición de Diana Queer.

Un usuario de Twitter, colgaba una publicación donde denunciaba los comentarios escritos por lectores del diario en la noticia: El pantalón "realmente es muy corto. Por corto yo entiendo medio muslo y el suyo (suponiendo que sea el de la imagen) es bastante corto. No creo que haya que ir más allá de eso", "Soy más mayor, pero reconozco que personalmente no andaría tan ligera en festejos muy concurridos"

Damiselas caminando solas

El mismo caso anterior nos puede servir para ejemplificar otro de los factores del estudio. En pleno siglo XXI las mujeres aún tienen que tener cuidado de no ser violadas, cuando lo que se debería enseñar es no violar. Además, se tiene la concepción de la mujer sola y desvalida que no puede valerse por ella misma y tiene que ir a acompaña, sobre todo a altas horas de la noche.

"¿Seria y formal? A saber... Lo que sí era es imprudente e irresponsable, que una chica tan seria y formal camine sola a las dos de la madrugada, deja mucho que desear. Creo que hasta un hombre tendría cierto temor de hacer esto", "Sin faltar, ni quitar la gravedad del caso... ¿qué hacía esta chica a las dos de la mañana con un pantalón cortísimo, como muestra la foto, y sola?", "Yo lo que me pregunto es: ¿Qué hacía una muchachita de 18 años sola a las dos de la madrugada?"

No oponer resistencia y la ingesta de alcohol

Ellos no ven que sea una violación y ellas callan por vergüenza "Ellos no ven que sea una violación y ellas callan por vergüenza"

Con motivo del día de lucha contra la violencia machista, varias mujeres intentaban concienciar de lo que era realmente una violación. 'No es no', es la consigna de la campaña que busca luchar contra el prejuicio de 'si no luchas no fue una violación'. Vencer este tópico, tanto hombres como mujeres, es fundamental, para que todo el mundo conozca que está siendo víctima de una agresión, o que lo que está cometiendo no es un acto de amor sino una violación. 

Hace poco saltaba a la luz el caso de Evan Rachel Wood. La actriz denunciaba en una carta pública que había sido violada en dos ocasiones. La primera vez por su pareja, pero no pensó que fuera una violación; porque él la amaba, y en segundo lugar por el dueño de un bar, pero siempre se culpabilizó por pensar que no opuso resistencia. Ahora reconoce lo que realmente sucedió. 

Situación en España

Según el último informe del Ministerio del Interior sobre agresiones sexuales, cuyos datos oficiales recogió Europa Press, en España se han registrado más de 8.200 agresiones sexuales con penetración desde 2009, tres al día, una cada ocho horas

Aunque nuestro país se sitúe entre los datos más bajos del informe, ha quedado patente que nuestra idea de 'violación' deja mucho que desear, de hecho nuestra justicia protagonizó un hecho tan reprobable como vergonzoso.

El suceso tuvo lugar en el Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Vitoria. Durante la declaración de una víctima de agresión sexual la jueza cuestionaba: "¿Opuso resistencia a las agresiones?", "¿Cerró bien las piernas, cerró toda la parte de los órganos femeninos?"

Patente queda la necesidad de un cambio urgente de mentalidad, sobre todo en lo que concierne a la mujer. Según el informe citado inicialmente, se estima que alrededor de 1 de cada 5 mujeres son violadas en algún momento de sus vidas, mientras que 1 de cada 71 hombres son víctimas de este tipo de agresión. 

Comentarios