Imputan al dueño del pozo en el que cayó Julen por homicidio imprudente

Imputan al dueño del pozo en el que cayó Julen por homicidio imprudente

La magistrada también cita como testigos a una docena de personas, incluido el pocero.

Noticias Adrián Parrondo Adrián Parrondo 13 Febrero 2019 16:43

El dueño de la finca y del pozo de Totalán en el que cayó Julen, David Serrano, ha sido imputado por homicidio imprudente. La titular del Juzgado de Instrucción número 9 de Málaga observa indicios de delito, recogiendo con ello las peticiones de la Fiscalía.

El dueño de la finca no será la única persona que deberá personarse ante el tribunal. También lo harán una docena de personas que, por el momento, acudirán al juzgado en calidad de testigos. Entre ellas se encuentra el pocero, encargado de realizar el agujero por el que el pequeño Julen cayó el pasado 13 de enero.

La Fiscalía de Málaga ya había solicitado previamente su imputación por el mismo delito, homicidio imprudente. Por otro lado, la Guardia Civil aprecia ciertas contradicciones en su declaración que le han situado en el centro de la diana de los investigadores.

Precisamente, la Benemérita dudó sobre el testimonio de Serrano, que aseguró que había tapado el agujero y que alguien tuvo que mover posteriormente los "dos bloques de hormigón" que había colocado encima. En su declaración aseguraba que el niño también se podría haber "escurrido".

La Justicia ha imputado al dueño del pozo en el que cayó Julen por homicidio imprudente "La Justicia ha imputado al dueño del pozo en el que cayó Julen por homicidio imprudente"

Sin embargo, los investigadores apuestan ahora por la versión del pocer, que afirma que fue quien tapó  el pozo con una piedra de grandes dimensiones, que habría sido desplazada por el dueño de la finca al realizar la zanja para construir un muro de contención.

Las sospechas sobre Serrano apuntan a la posibilidad de que el imputado estuviera iniciando una construcción de manera ilegal, ya que no contaría con ningún tipo de licencia administrativa ni las medidas de seguridad correspondientes.

Habrá 12 testigos

El dueño de la finca permanece como único imputado, aunque en la sala deberá declarar una lista de 12 testigos. Entre ellos se encuentran los padres del menor, la mujer de David Serrano y los tres senderistas que pasaban por la zona el día de los hechos, siendo los primeros en auxiliar a los familiares de la víctima.

La magistrada también ha decidido citar al maquinista que realizó la zanja en cuya extremidad se encontraba el pozo y a varios guardias civiles, como el instructor de las diligencias de investigación de este caso o los dos agebntes que llegaron en primer lugar a la finca.

Por último, la Justicia también está investigando cuáles fueron las circunstancias concretas en las que el menor cayó por el pozo. Será uno de los puntos determinantes en el desarrollo de las investigaciones, que seguirán hacia adelante durante los próximos meses.

1 Comentario

  • Más recientes
  • Mejor valorados