Un hombre viola, desfigura y arroja a una mujer al mar en Barcelona

Un hombre viola, desfigura y arroja a una mujer al mar en Barcelona

Ningún viandante prestó ayuda a la mujer, que se tuvo que arrastrar hasta una estación de tren.

Noticias Maribel Baena Maribel Baena 09 Enero 2018 13:15

La violencia de género en España es algo cada vez más y más preocupante; aunque creamos que todo esto es cosa del pasado, las cifras y las estadísticas demuestran que los casos continúan dándose. El último del que podemos hablar es bastante reciente, del pasado veintiocho de diciembre. Además, es un caso que ha conseguido conmover bastante a la población debido a la crueldad del mismo.

Una mujer fue hallada en la madrugada del veintiocho de diciembre cerca de las vías de tren en Sant Andreu de Llavaneres, en Barcelona. Con tan solo cuarenta y dos años, la mujer había sido golpeada salvajemente y violada hasta casi la muerte. El sitio en el que fue encontrada es una ruta muy utilizada, y, al parecer, todo sucedió a primera hora de la mañana, con lo cual los investigadores no descartan que hubiera testigos. Están buscando a estos últimos porque no prestaron auxilio a la víctima, algo que también se considera delito.

El lugar de los hechos "El lugar de los hechos"

El crimen tuvo lugar justo a las siete de la mañana al lado de las vías del tren, cerca de la escollera marítima. Este es un camino que se utiliza mucho por pescadores y submarinistas, entre otros, porque hay cerca un acantilado muy atractivo para este tipo de actividades. La mujer hacía su recorrido habitual, yendo desde su casa  (en Mataró) hasta una de las viviendas de Llavaneres, donde trabajaba como cuidadora de un joven que tenía discapacidad; además, se encargaba del servicio doméstico de la zona.

La mujer no fue socorrida

Todo apunta a que la persona que la asaltó conocía de sobra su rutina y sus costumbres, porque la esperó justo por donde solía pasar, aprovechando que estaba cerca del paso subterráneo de las vías. La sorprendió, la golpeó con fuerza hasta desfigurarle el rostro y pasó a violarla, tras desnudarla sin contemplaciones. Para tratar de esconder su crimen, la arrojó entre las rocas y la dejó allí, pese a que la mujer aún continuaba con vida.

La víctima se encuentra en shock "La víctima se encuentra en shock"

Poco después de haberse ido el atacante, la mujer comenzó a gritar con fuerza. Pero nadie le hizo caso. Se sabe que al menos tres personas pasaron por allí, pero en lugar de ayudarla, prefirieron huir al ver la escena, sin siquiera prestarle auxilio. La víctima fue arrastrándose entre las piedras y, allí, al llegar a la estación del ferrocarril, fue atendida por el personal. Fue entonces cuando la trasladaron al hospital, donde la mujer comenzó a recuperarse. Pudo dar algunos detalles sobre su agresor, pero los psicólogos han llegado a la conclusión de que ha caído en una especie de trance traumático que le impide comunicarse adecuadamente; eso sí, creen que ya conocía de antes a su agresor.

Ahora mismo se ha impuesto el secreto de sumario, con lo cual lo único que podemos saber es que se está buscando a los testigos que omitieron auxiliarla, y al agresor. Por suerte, y pese al crimen tan atroz que tuvo que vivir, la mujer continúa con vida.

Comentarios