Buscar
Usuario

Noticias

El hombre que sobrevivió con una llave de motocicleta incrustada en el cerebro

Los médicos tuvieron que intervenir de urgencia ante el riesgo de una hemorragia interna inminente.

Una llave incrustada en el cerebro. Ese fue el sorprendente hallazgo que impresionó al Dr. Shailendra Uttamrao Markad , médico neurocirujano del hospital Anand Rishi, situado en la región de Ahmednagar de Maharashtra, en La India. 

"El paciente de 19 años fue trasladado a mi departamento alrededor de las 3:30 del mediodía y después de examinar el escáner, realizamos la cirugía tres horas y media después", ha relatado el doctor en declaraciones al Daily Mail.

El hombre llegó al hospital con 4 centímetros de la hoja de una llave en su cerebro "El hombre llegó al hospital con 4 centímetros de la hoja de una llave en su cerebro"

La hoja de la llave, de 4 centímetros, se encontraba completamente alojada en el interior de su cerebro. Tan solo sobresalía la manilla y la arandela del llavero, por lo que la situación fue completamente crítica.

Tal y como señaló el médico encargado del caso, su paciente podría haber perdido la vida en cualquier momento, ya que el riesgo de padecer una hemorragia interna era extremadamente elevado.

El cirujano, en declaraciones al citado medio, también aprovechó para relatar todo lo sucedido: "El paciente llegó a las dependencias hospitalarias tras mantener una fuerte discusión con un vecino. En un momento dado, alguien le asaltó violentamente, le clavó la llave en el cráneo y huyó de la zona".

Una operación de urgencia

La operación fue finalmente un éxito "La operación fue finalmente un éxito"

Ante la urgencia de los hechos, los médicos tardaron solo tres horas y media en diagnosticar y elaborar un plan para poder intervenir a su paciente con todas las garantías necesarias.

Para ello, optaron por una cranetomoía, en la que se perforó el hueso del cráneo y se retiró parte de él para poder acceder al cerebro. Desde allí, con mucho cuidado, consiguieron extraer el artefacto. Se trata de una intervención muy delicada, ya que cualquier movimiento en falso puede tener un desenlace fatal.

Sin embargo y, afortunadamente, todo finalizó con éxito: "La víctima se ha recuperado desde entonces y está bien", ha relatado el cirujano. El paciente fue dado de alta tres días después y continuará bajo control rutinario, al menos, durante otras siete jornadas.

Artículos recomendados

Comentarios