Buscar
Usuario

Noticias

La Guardia Civil denuncia las pésimas condiciones laborales en la Casa Real

Tres asociaciones de la Guardia Civil han decidido emitir un comunicado para quejarse de las condiciones en las que viven en la Casa Real.

La Guardia Civil denuncia las pésimas condiciones laborales en la Casa Real

Tres asociaciones de la Guardia Civil han emitido una nota conjunta en la que han querido expresar sus quejas por las malas condiciones de trabajo en las que se encuentran en la Casa Real. En la nota describen jornadas laborales "maratonianas", descansos reducidos o la escasez de relevos en los turnos nocturnos.

Los representantes de los agentes han protestado porque los compañeros que desempeñan su labor en la Zarzuela consideran un incumplimiento de derechos laborales. La Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC) y la Unión de Guardias Civiles (UNIONGC) han alegado que los afectados no se atreven a denunciar por miedo a "ser cesados en su destino".

Asimismo, subrayan que las jornadas a las que están sometidos atentan contra la conciliación familiar, ya que solo cuentan con un día de descanso. También han remarcado la carencia de relevos en turnos nocturnos, lo que provoca que sean incapaces de satisfacer sus "necesidades más básicas". 

Sin seguridad jurídica

Asimismo, aseguran que sufren frecuentes modificaciones de la planificación laboral, lo que perjudica su vida personal, y declaran que los jefes deciden a dedo a quién mandan a Mallorca en verano junto a la Familia Real. Tales son las modificaciones y la irregularidad que a día de hoy los superiores utilizan aun cuadrantes a papel y lápiz para organizar los horarios en lugar de volcarlos en el programa informático. Consideran que de esta manera se resta "seguridad jurídica" a los funcionarios, ya que hacerlo a mano elude la auditoría.

Pero eso no es todo: denuncian que podría estar vulnerándose la normativa de protección de datos e intimidad de los guardias civiles, ya que están siendo grabados en vídeo y en audio continuamente. Además, los máximos responsables de la Casa Real les obligan a comunicar si han pedido cambio de destino o no, algo que supuestamente debe ser confidencial y que para ellos "demuestra el control absoluto al que es sometido el personal y la invasión de la propia intimidad".

Las asociaciones piden que todos los Guardias Civiles disfruten de los mismos derechos que el resto de compañeros de otras unidades "Las asociaciones piden que todos los Guardias Civiles disfruten de los mismos derechos que el resto de compañeros de otras unidades"

Lo peor de todo es que "nadie puede quejarse por temor a las posibles represalias", aseguran desde las asociaciones. Las protestas podrían provocar una bajada en el informe personal o la expulsión de la unidad a causa de una pérdida de confianza. Sin embargo, además de que los agentes trabajan a disgusto y en condiciones que consideran intolerables "se les obliga a decir de puertas afuera que la unidad en la que trabajan es excelente" y cuenta con unas "condiciones de trabajo óptimas".

Las tres organizaciones aseguran que intentaron contactar con el teniente coronel jefe de la Unidad de Seguridad de Zarzuela, que rechazó una reunión con las asociaciones para negociar una vía de escape y solucionar la situación de los agentes. Por todo ello, las autoridades de la Benemérita han hecho "un llamamiento tanto a la Dirección General de la Guardia Civil, como al propio cuarto militar de la Casa de S. M. El Rey, para que ponga solución inmediata a estos incumplimientos de la legalidad, y los Guardias Civiles allí destinados disfruten de los mismos derechos que todos sus compañeros y compañeras de otras unidades, y sea respetada su dignidad, intimidad y conciliación familiar y laboral".

Artículos recomendados

Comentarios