Buscar
Usuario

Política

El empresario denunciado por Teresa Rodríguez por agresión ve como una "broma" la denuncia

La defensa del acusado considera que el acto no fue con ninguna intención negativa y sucedió bajo los efectos del alcohol del hombre.

Todo sucedió el pasado 20 de diciembre de 2016. Teresa Rodríguez, la líder de Podemos en Andalucía y referente del sector Anticapitalista de los morados, denunció a través de un comunicado lanzado en su cuenta de Facebook una supuesta agresión a la que la habían sometido. La diputada andaluza fue invitada a una cena en la Cámara de Comercio de Sevilla en dicha jornada. Allí, cuando se dispuso a marcharse, el empresario Manuel Muñoz Medina supuestamente la acorraló y simuló besarla tapándole la boca con la mano. 

Manuel Muñoz Medina, director general de la empresa de muebles Guadarte considera la denuncia una broma "Manuel Muñoz Medina, director general de la empresa de muebles Guadarte considera la denuncia una broma"

"El Sr. Muñoz Medina se abalanzó sobre mí y con un empujón me amordazó la boca con la mano mientras aproxima su boca a la mía y simula besarme en los labios con su mano de por medio (...) Me sentí paralizada, humillada, ultrajada y siento deseos de marcharme lo antes posible de allí y lo único que me sale es preguntar: ¿y usted quién es?", publicaba entonces Rodríguez en un post.

La denuncia es "una broma"

Afortunadamente en España cada vez son menos las personas que consideran los ataques sexistas como una broma. Incluso el lenguaje está siendo poco a poco adaptado a todas las personas, sin infravalorar a las mujeres por el simple hecho de ser mujeres, puesto que son seres humanos como los hombres. 

Teresa Rodríguez se sintió "Teresa Rodríguez se sintió "paralizada" tras la agresión sexista"

Sin embargo, el director general de la empresa de muebles Guadarte y denunciado por estos hechos, Muñoz Medina, cree que la presentación de la denuncia se trata de una "broma" por parte de Rodríguez. "No es una persona timorata" o "de tal debilidad emocional que un simulacro de beso le haga sentirse gravemente humillada y ultrajada", ha dicho para argumentar su defensa. En sus palabras acepta implícitamente que sí llevó a cabo los hechos descritos por la líder de Podemos en Andalucía en su publicación de Facebook.

Asimismo, Medina ha apelado a la Audiencia Provincial de Sevilla que dicha denuncia se encuentra "exagerada y dramatizada" y que incluso la diputada está "faltando a la verdad cuando relató haber sido empujada, arrinconada y amordazada". Su abogado, José Manuel García-Quílez, ha pedido el archivo de la causa al juzgado de instrucción número 11 de Sevilla para frenar el apaleamiento y el enjuiciamiento que se está haciendo contra su defendido debido a las "repercusiones mediáticas" de este caso. "Ya ha dañado su honorabilidad y su reputación", afirma el letrado.

La defensa se ha basado en la supuesta "broma" que cometió su acusado. "A lo sumo una (broma) de mal gusto, gastada por quien llevaba alguna copa encima", justificaba como si el alcohol fuera el culpable de los actos que cometen las personas. Según el abogado, Medina ya ha pedido perdón en reiteradas ocasiones públicamente por estos hechos.

Además, ha rechazado que se hayan cometido delitos contra la integridad moral y ha querido aclarar que "Rodríguez no responde a un perfil psicológico propio de una persona asustadiza". En cuanto a los delitos contra la autoridad de los que se le acusa, rechaza que se hayan cometido tales debido a que no se produjo ninguna acción que pusiera en peligro la vida, ni hubo violencia ni intimidación "ni ningún tipo de resistencia". 

El líder y secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, mostró en su día su apoyo públicamente a la líder andaluza a través de un tweet en su cuenta personal:

Rodríguez afirmó en su día que había presentado una queja ante la Cámara de Comercio de Sevilla y que denunciaría al ejecutor de esta "broma". "En mi caso, no es solo un derecho, más aún, es una obligación no dejar pasar actos de este tipo por su claro cariz sexista y por formar parte de lo que consideramos violencias machistas. Entiendo que luchar contra las violencias machistas supone no dejar pasar ninguna agresión, no guardar silencio en ningún caso y es por ello que lo hago público, también por quien lo sufre y no puede denunciarlo con el altavoz que la ciudadanía me ha otorgado", sentenció en sus declaraciones. Los tribunales seguirán su curso para determinar si Medina cometió una agresión sexista por su parte.

Ningún tipo de violencia debe ser tolerada en una sociedad que apuesta por la igualdad y la integridad de todos los seres humanos. Si eres testigo de una agresión sexista o la sufres en persona, llama gratuitamente al 016. Este número no deja rastro en las facturas y puede salvar la vida de una persona.

Artículos recomendados

Comentarios