Buscar
Usuario

Vida

5 playas y piscinas naturales para refrescarte en Madrid

Te mostramos los mejores parajes naturales donde disfrutar de un buen baño hacer frente al calor de Madrid.

5 playas y piscinas naturales para refrescarte en Madrid

Madrid tiene de todo. Su gran vida cultural y nocturna, el bullicio, el legado arquitectónico y las interminables opciones de ocio que ofrecen podrían hacer creer a cualqueria que a Madrid no le falta de nada. Pero, cuando llega el verano y el sofocante calor se hace presente en la capital, la ausencia de playa pesa más sobre los madrileños.

Los ríos, embalses, piscinas y playas naturales ofrecen la posibilidad de refrescarse y disfrutar, además, de los impresionantes escenarios que las rodean. La mayoría de ellas se encuentran en plena Sierra de Madrid, por lo que son perfectas para disfrutar de una escapada rápida y un baño refrescante o, por el contrario, planear una estancia de varios días en la naturaleza.

1 Las presillas (Rascafría)

Las presillas ofrecen aguas cristalinas y grandes áreaas verdes "Las presillas ofrecen aguas cristalinas y grandes áreaas verdes"

A los pies de la Sierra de Guadarrama se encuentran estas piscinas naturales rodeadas por un bello entorno natural y con amplias explanadas y zonas de césped. Eso sí, hay que tener el valor de resistir a las bajas temperaturas para disfrutar de sus aguas cristalinas desde la que se puede contemplar el fondo sin ninguna dificultad. 

La zona se encuentra dividida en tres piscinas ubicadas en el cauce del río Lozoya, con amplias praderas verdes que se llenan de familias y grupos de amigos cada verano. La entrada es libre y gratuita y el precio del aparcamiento es de 5 euros por coche y día. Sin duda, una gran opción para disfrutar de un baño en plena naturaleza.

2 Las Berceas (Cercedilla)

En las Berceas se puede disfrutar de Aventura Amazonia "En las Berceas se puede disfrutar de Aventura Amazonia"

El municipio de Cercedilla cuenta con multitud de parajes en los que disfrutar de actividades al aire libre. Uno de ellos es el área recreativa de Las Dehesas, enclavadas dentro del Valle de la Fuenfría, junto a los restos de la Calzada Romana. Se compone de 30 hectáreas de extensión y cuenta también con merenderos, vestuarios, duchas, aseos, bar, enfermería, zona de césped para tomar el sol y dos grandes piscinas rodeadas de pinos silvestres y naturaleza.

Además, muy cerca de las espectaculares piscinas se encuentra Aventura Amazonia, considerado uno de los parques de aventura más grandes de Europa. Cuenta con 114 juegos en los árboles, 33 tirolinas repartidas en siete circuitos grandes de Europa.

3 Playa del Alberche (Aldea  del Fresno)

La playa del alberche está formada por arena fluvial "La playa del alberche está formada por arena fluvial"

Escondido en un paisaje arbolado de Aldea del Fresno, se encuentra esta playa de arena fluvial formada por la confluencia de los ríos Alberche y Perales del arroyo Berciana.

Además, es perfecta para refugiarse del sol en las sombrillas distribuidas a lo largo de la orilla y sumergirse en sus aguas de poca profundidad. Los amantes de los animales también están de suerte, ya que los perros pueden acceder a la zona siempre y cuando lleven correa.

4 Embalse de Picadas (Pelayos de la Presa)

El embalse de picadas cuenta con una extensa zona recreativa "El embalse de picadas cuenta con una extensa zona recreativa"

Con una superficie de 92 hectáreas, este embalse situado en San Martín de Valdeiglesias y próximo a Aldea del Fresno constituye un auténtico remanso de paz natural para refrescarse en verano sin recorrer gran cantidad de kilómetros desde Madrid.

Sus aguas provienen del río Alberche y se encuentran rodeades de un extenso bosque de pinos y una zona recreativa con barbacoas y mesas en las que disfrutar del almuerzo.

5 El pantano de San Juan

El pantano de San Juan es un plan imprescindible en verano "El pantano de San Juan es un plan imprescindible en verano"

Es, sin duda, un clásico de los planes de verano, ya que existen pocos madrileños   que no hayan acudido a refrescarse a este panatano con su familia o sus amigos. Lo podemos encontrar entre San Martín de Valdeiglesias, El Tiemblo, Cebreros y Pelayos de la Presa, y cuenta con nada menos que 14 kilómetros de playas. Es el único embalse de Madrid donde está permitido el baño, aunque también existen multitud de espacios para practicar deportes acuáticos

Además, es importante tener en cuenta que, como plan imprescindible del verano, la afluencia suele ser masiva y los fines de semana entre junio y septiembre es recomendable llegar temprano para encontrar un sitio donde colocar la toalla. 

Artículos recomendados

Comentarios