Crean unas hombreras con tentáculos que adivina quién está enamorado de ti

Crean unas hombreras con tentáculos que adivina quién está enamorado de ti

Despídete de las apps de ligoteo, este artilugio se llama Ripple y es lo último en tecnología que te permite saber quién está loquito por tus huesos.

Tecnología Adrián Parrondo Adrián Parrondo 31 Marzo 2017 14:00

Tinder, Wapa, Grindr, E-darling, Badoo... La tecnología ha entrado de lleno en nuestras vidas para decir adiós al tradicional: "¿guap@, te invito a una copa?·" y que te lancen todo el vaso a la cara sin ningún tipo de pudor.

Es cierto que gracias a las nuevas tecnologías tenemos la capacidad de evitar ese tenso momento de incertidumbre en el que no sabemos si nuestra fijación es correspondida o es todo un cuento que nos hemos inventado. Y no, no todo el mundo "transmite señales" o es "capaz de leerlas", algo que queda muy bien sobre el papel pero que no funciona en todas las ocasiones.

Muy bien, instálate una aplicación si quieres ligar con el móvil. No haces daño a nadie. Pero tampoco tienes por qué hacer daño a la vista. En este artículo totalmente tendencioso totalmente objetivo, solo te puedo recomendar una cosa: por favor, si quieres ligar, no uses este objeto tecnológico aunque prometa ser completamente preciso para ligar.

Así es como se liga en el siglo XXI "Así es como se liga en el siglo XXI"

Al parecer el dispositivo llamado Ripple se instala sobre los hombros a modo de hombreras y cuenta con una serie de tentáculos coronados por un grupo de cámaras. La privacidad, ya si eso.

La idea es que la multitud de cámaras que te has enfundado al cuello vigilen si alguien se ha dedicado a mirarte por la calle, cuánto tiempo y el número de veces que se ha girado para observarte.

Cuando la persona centra el interés en ti, el artículo comenzará a moverse en forma de ondas. Es a partir de ahí cuando la mano del usuario decide si quiere que el aparato que lleva alrededor de todo su cuello empiece a mover los tentáculos con saña y muestre que el flechazo ha sido correspondido. Visualizar la escena de dos personas mirándose con una bufanda más imponente que las que llevaba Lina Morgan en su época de vedette... pues bueno, es particular. Más aún si te imaginas todos esos tentáculos moviéndose cual oruga o lombriz intentando salvar su vida.

Lina Morgan, precursora del Ripple "Lina Morgan, precursora del Ripple"

Si todo funciona, Ripple podrá extender sus tentáculos creando parejas por todo el mundo, aunque seguro que no querrán contar a sus hijos el modo en el que se conocieron -por el bien de los niños, y eso-. 

Al menos podemos tener en cuenta que el proyecto lo han creado cuatro diseñadores de un máster y que todo es una mera curiosidad que por ahora no llegará a las tiendas. Por el bien de España y del mundo, desde Los Replicantes pedimos que ese dispositivo salga a la luz. Ir de fiesta y ver a toda una sala con bufandas de tentáculos moviéndose será todo un show.

Comentarios