Buscar
Usuario

Ciencia

Beber dos copas de vino antes de dormir podría ayudar a adelgazar, según un estudio

Una sustancia química presente en el vino ayuda a transformar las grasas mientras dormimos y a procesar mejor los alimentos.

Con la llegada del buen tiempo la mayoría queremos lucir palmito. Pero claro, el año es muy largo y la comida está muy buena, con lo cual puede ser que tengamos algún kilo de más o que queramos adelgazar un par de tallas para entrar en el bañador o bikini del año pasado y no gastarnos un euro en estas prendas. 

Por eso os traemos una alegría porque adelgazar aunque queramos por nuestra propia voluntad y no porque nos lo imponga la sociedad, es muy costoso. Así que dentro de tu dieta puedes incluir dos vasos de vino porque atención... te podrían ayudar a disminutir tu peso. Y es que la escuela de Medicina de Harvard explica que el vino contiene una sustancia química, el resveratrol, que podría ayudarnos a transformar las grasas mientras dormimos. Además, esta sustancia contiene propiedades antioxidantes que ayudarían a nuestro sistema digestivo a procesar mejor los alimentos. 

¡Viva el vino!

Previene el envejecimiento y lucha contra el cáncer

Según los investigadores que han llevado a cabo el estudio, el resveratrol "prodría ayudar a prevenir la obesidad y también se ha utilizado para prevenir el envejecimiento o luchar contra el cáncer, el alzheimer o la diabetes". Aunque debemos recordar que el consumo de alcohol en personas con diabetes puede ser perjudicial porque los niveles de azúcar en un primer momento son elevados y pasadas unas horas empiezan a disminuir y el riesgo de presentar una hipoglucemia aumenta. 

El caso es que el vino podría reducir nuestros antojos nocturnos que suelen ser bollos, galletas saladas o unas patatas fritas y que nos engordan. Este truco del vino le sirvió a una mujer británica, Linda Monk, que experimentó beber dos copas de vino: una después de cenar y justo una antes de irse a la cama. Adelgazó tres kilos en tres semanas. Aunque no sólo el vino nos viene bien, sino que los responsables de la investigación también recomiendan el consumo de frutas del bosque como las frambuesas, los arándanos, las uvas o las manzanas. Y es que el resveratrol también se encuentra presente en estos alimentos. 

Es sencillo, si en lugar de comerte un trozo de tarta después de cenar te tomas una copa de vino, que son unas 100 calorías menos, o una fruta estarás tomando algo más sano y que en consecuencia también te ayudará a adelgazar porque la cantidad de calorías que estarás ingiriendo será menor. 

Artículos recomendados

Comentarios