Así suena el reggaetón que marca el ritmo de las revoluciones en Puerto Rico

Así suena el reggaetón que marca el ritmo de las revoluciones en Puerto Rico

La revolución del país ha conseguido la dimisión del gobernador Ricardo Rosselló, homófobo, machista y acusado de corrupción.

Los puertorriqueños se han echado a la calle. Una oleada de protestas se han sucedido en las principales cidades del país, detonadas por la filtración de un chat lleno de comentarios homófobos y machistas en el que presuntamente participaba su gobernador, Ricardo Roselló. Esta polémica venía precedida por la detención de dos de sus exfuncionarios como parte de una investigación federal de corrupción. 

El resultado de las revueltas ha sido la posterior dimisión del gobernador, obligado a hacerlo por su presunta implicación en los escándalos de corrupción y al mismo tiempo, por haber participado en el chat privado de contenido homófobo y sexista. Entre otras barbaridades, en esta conversación Roselló denominaba a las mujeres como "putas" o "gatitas". 

En esta revolución, como es típico en Puerto Rico, no ha podido faltar la música. Artistas puertorriqueños como Ricky Martin, Bad Bunny y Residente se ha entregado a la causa publicando temas a modo de denuncia al gobernador y sus ofensivos comportamientos. El pasado 17 de julio salió a la luz el tema 'Afilando Cuchillos'. En solo unas horas, el tema de Residente, iLe y Bad Bunny, se convirtió en el himno de la rebelión, y ahora cuenta con más de 6,3 millones de reproducciones. 

"Arranca pal carajo"

Con esta canción, los artistas, naturales del país, pedían la dimisión de Roselló. Para ello utilizaron el tradicional grito del trapero, "arranca pal carajo". En sus estrofas se puede escuchar: "Ya no nos coges pendejo. Eres un corrupto que de corruptos coges consejos. Arranca pa'l carajo y vete lejos". 

Ricardo Roselló escuchó el clamor de Puerto Rico y dimitió. Una vez conocida esta decisión, Residente y Bad Bunny volvieron a estrenar otro tema como los mayores impulsores del movimiento. En esta ocasión el tema se llamó 'Bellacoso' y es mucho más festivo que el anterior, a modo de celebración de la revolución. Pero los artistas no solo han utilizado la música para denunciar la situación del país.

Todos ellos se pronunciaron al respecto en las redes sociales e incluso Bad Bunny llegó a anunciar que se retiraba temporalmente: "No es momento de sacar ni promocionar música. Mi gente me necesita y yo los necesito a ellos". Pero posteriormente, él y muchos otros cantantes han mostrado el orgullo que sienten por su país y la fuerza de sus gentes, que han conseguido echar a un gobernador machista y homófobo de su cargo. 

La música consiguió su objetivo

Por ejemplo, el reggaetonero Nicky Jam escribó en su cuenta de Instagram que "todo valió la pena". También Daddy Yankee anunció su regreso a Puerto Rico para manifestarse, y celebró que "se impuso la dignidad de un pueblo". Hasta Luis Fonsi festejó la dimisión de Roselló con este mensaje: "Nuestro pueblo no se dio por vencido y triunfamos. Estamos todos listos para un nuevo comienzo, más unidos que nunca". 

Por su parte, los cantantes protagonistas del movimiento revolucionario también expresaron públicamente su felicidad por los objetivos conseguidos. Ricky Martin se pronunció al respecto con un vídeo en Instagram en el que felicitó a su pueblo:"Puerto Rico, lo hicimos. Y lo hicimos en paz. Sin armas, como Gandhi. Demandamos respecto y fuimos escuchados". También Residente lanzó un mensaje en la misma línea: "Hoy descubrimos que lo que nos une es el corazón. El 25 de julio a las 9AM les veo en la Milla de Oro. Voy con Bad Bunny, Nicky Jam, Wisin y to Puertorro". Todos ellos celebran el fin de la rebelión librada y ganada con las mejores armas: el respeto y la música. 

Comentarios