Buscar
Usuario

Política

Alberto Casero fue el encargado de llamar a múltiples cargos del PP para que tuitearan a favor de Casado

Alberto Casero, conocido por equivocarse en el voto a la reforma laboral y mano derecha de Egea, ha llamado a cuadros para apoyar a Casado en redes.

Alberto Casero fue el encargado de llamar a múltiples cargos del PP para que tuitearan a favor de Casado

En plena guerra abierta en el seno del Partido Popular, con Isabel Díaz Ayuso criticando duramente a la cúpula del PP, la dirección de la calle Génova ha emprendido una estrategia para defender a su líder en redes sociales: que la mayor cantidad de cuadros relevantes del partido tuiteasen a favor de Casado para mostrarle su apoyo.

La cuenta oficial del PP en Twitter se ha encargado de compartir los mensajes de cargos relevantes del PP, como Ana Pastor, Pablo Montesinos, Javier Maroto, Andrea Levy, Bea Fanjul o Antonio González Terol. No parecía ser una acción coordinada, más bien aparentaba ser algo espontáneo, pero esta ola de solidaridad tenía orden de Génova.

La iniciativa partió de la dirección nacional del PP y fue coordinada a través de la secretaría de organización. Uno de los encargados de ejecutarla, según publica la Cadena SER de fuentes orgánicas y parlamentarias relacionadas con el partido, ha sido el diputado por Cáceres y mano derecha de Teodoro García Egea, Alberto Casero.

Casero es uno de los fontaneros de Génova, pero ha alcanzado relevancia por el voto equivocado que mostró en el Congreso de los Diputados durante el debate de la reforma laboral, que precisamente fue clave para que el Ejecutivo de Pedro Sánchez pudiera sacar adelante esta norma.

Múltiples mensajes

Ambos sectores se han dividido en redes sociales, aunque han sido mucho más activos en el entorno de Pablo Casado. En la práctica, los cargos más relevantes que han apoyado explícitamente a Isabel Díaz Ayuso en Twitter de manera abierta han sido su consejero portavoz, Enrique Ossorio y su consejera de Cultura, Marta Rodríguez de la Cruz.

En cuanto a Casado, los mensajes han sido más amplios lo que, tras comprobar la orden dictada desde Génova, demuestra que la afrenta de Isabel Díaz Ayuso todavía no ha debilitado su poder sobre los cuadros del partido.

Este movimiento demuestra que la actual dirección nacional del PP no ha perdido la confianza en Alberto Casero tras su fallido voto en la reforma laboral e, incluso, no faltan usuarios que en redes se preguntan si aquella equivocación no fue realmente intencionada para cumplir con las presiones de la CEOE y tras los guiños de VOX a Sergio Sayas y Carlos Adanero.

Artículos recomendados

Contenidos que te pueden interesar