Buscar
Usuario

Noticias

Abandonan a una bebé recién nacida en un desagüe, a la que consiguieron salvar gracias a unos gatos callejeros

Los agentes llegaron a tiempo para salvar a la menor gracias al alboroto que crearon unos gatos que se habían desplazado hasta la carretera.

Abandonan a una bebé recién nacida en un desagüe, a la que consiguieron salvar gracias a unos gatos callejeros Abandonan a una bebé recién nacida en un desagüe, a la que consiguieron salvar gracias a unos gatos callejeros

Foto: Mumbai Police

En un desagüe. Así abandonaron a una bebé recién nacida en la ciudad de Bombay (Mumbai), en la costa oeste de India. La Policía señala que unos residentes encontraron al bebé a tiempo gracias a que un grupo de gatos callejeros se reunió en un lugar cercano a la carretera hasta el punto de crear un alboroto para llamar la atención: maullando y ronroneando.

La policía no ha señalado qué hay detrás de este abandono, pero se trata de un tipo de suceso que se ha atribuido generalmente a la preferencia de la población del país por los hijos varones. La fuerte discriminación que sufren las mujeres, que son discriminadas socialmente, se une a que muchas familias pobres literalmente ven a sus hijas como una carga financiera.

La mayoría de los fetos femeninos no deseados suelen terminar en un aborto a través de las clínicas ilegales que proliferan a lo largo del país, pero no es infrecuente que las autoridades se topen con casos en los que las menores son asesinadas o abandonadas inmediatamente después de que produzca el nacimiento. El ex primer ministro del país, Manmohan Singh, ha descrito este hecho como una "vergüenza nacional" y ha pedido una "cruzada" para salvar a las menores.

A tiempo

Los agentes pudieron llegar a tiempo gracias al particular ruido que realizaban los felinos. Fue rescatada por un equipo de policía liderado por mujeres de un vecindario suburbano de Bombay a mediados de este mes. La niña estaba tirada dentro de un desagüe, vestida con una camisa, empapada de aguas residuales y llorando con angustia.

Dos oficiales sacaron a la recién nacida, la envolvieron en una tela y la llevaron al hospital. "Cuando sacamos al bebé, estaba helada; sus brazos se habían puesto azules. Pedimos un poco de agua tibia y un paño para limpiarla", narró la agente de policía Sheetal Sonaweane al periódico The Times of India.

La niña ahora se encuentra "estable", según han confirmado los médicos del hospital de Rajawadi a la BBC. "La mantendremos bajo observación durante los próximos días", dijo el doctor Vidya Thakur, superintendente médico del centro.

Artículos recomendados

Comentarios