20-S: Grecia vota una vez más

20-S: Grecia vota una vez más

El domingo se celebrarán en Grecia las quintas elecciones generales desde 2009 y será la tercera vez que acuden los helenos a las urnas este año.

Política Jorge Rubio Sánchez Jorge Rubio Sánchez 18 Septiembre 2015 19:18

Eclipsadas informativamente por las autonómicas catalanas o por la crisis de los refugiados, este domingo tendrán lugar las elecciones generales al Parlamento griego. En la cuna de la democracia, votar se ha convertido últimamente en un acto especialmente cotidiano. En los últimos seis años, estas serán las quintas elecciones generales que se llevan a cabo y la tercera vez que los griegos acuden a las urnas en 2015. Tras los comicios de enero, que ganó Syriza --coalición de izquierdas-- y que provocó un gran cambio en la dirección del país, se convocó un referéndum en el mes de julio sobre el tercer rescate y ahora habrá unas nuevas elecciones.

1 ¿Cómo hemos llegado hasta aquí?

Syriza asumió la dirección del país heleno en enero, con el objetivo de enmendar los errores cometidos por el bipartidismo reinante en Grecia en las décadas anteriores --Nueva Democracia y Pasok-- y se mostró como alternativa para frenar la austeridad y los recortes auspiciados por Bruselas. Con el 36,3% de los votos, la formación liderada por Alexis Tsipras (Syriza) obtuvo 149 escaños en el Parlamento, a tan sólo 2 de conseguir la mayoría absoluta. Griegos Independientes Anel --formación de derechas--,fue quién dio los apoyos necesarios a Syriza para investir a Tsipras como presidente heleno.

Resultado de las elecciones en enero 2015     Fuente: El Español "Resultado de las elecciones en enero 2015     Fuente: El Español"

El punto central en el que ambas formaciones coincidían era recuperar la soberanía nacional griega, que creían en manos de la troika tras los dos rescates financieros firmados por anteriores gobiernos y que llevaron a Atenas a los hombres de negro de Bruselas, que controlaban las cuentas e imponían medidas nada halagüeñas para sus ciudadanos.

Con toda esta declaración de intenciones, el nuevo gobierno empezó a dialogar con Angella Merkel --canciller alemana--, el Banco Central Europeo, el FMI y el resto de jefes de Gobierno. Se inició entonces un pulso entre Grecia y el resto del Eurogrupo respecto a un tercer memorándum. Fue entonces cuando Varufakis --ministro de Finanzas-- y Tsipras consideraron necesario oír la voz del pueblo griego, quien gritó alto y claro OXI (no) en el referéndum de julio. Sorprendentemente, días más tarde, el presidente heleno firmó el tercer rescate, que fue sometido a votación en el Parlamento y salió ratificado a pesar de que 38 diputados del partido del Gobierno se saltaron la disciplina de voto y comenzó la desintegración de Syriza.

2 Syriza se descompone

Panagiotis Lafazanis, quien fuera ministro de Energía del Gobierno surgido en enero, ha sido una de las voces más críticas con el "giro de 180º" que ha llevado a cabo Syriza. Él, junto a otros 24 diputados del partido del Gobierno, decidieron escindirse. Crearon Unidad Popular, un nuevo partido político cuyos principales objetivos son el Grexit (salida de Grecia del euro) y acabar de una vez por todas con la austeridad impulsada por Bruselas a través de los memorándums.

Zoí Konstantopoulou, presidenta del Parlamento griego y ex miembro de Syriza, era la mujer del partido con más poder en el país heleno. Ha sido también muy crítica con Tsipras y todo el mundo apostaba a que podría crear un tercer partido escindido de Syriza para concurrir a estas elecciones. Finalmente, no ha sido así y será, según sus propias palabras, una aliada independiente de Unidad Popular.

¿Y qué ha pasado con Yanis Varufakis? La Prensa le echa de menos, puede que tú también. "No tomaré parte en estas tristes elecciones", declaró recientemente el ex ministro de Finanzas heleno. Ha fijado su objetivo en la creación de una red de alianzas a nivel europeo y ha abandonado la política nacional.

Plaza Syntagma, Atenas "Plaza Syntagma, Atenas"

3 Nueva Democracia y la gran coalición

Si hablamos de Nueva Democracia, hablamos del principal partido de centro-derecha griego, que desde 1974 hasta hoy ha formado parte tanto del Gobierno como de la oposición. Una especie de Partido Popular a la griega, que presenta como cabeza de lista a las elecciones a Vangelis Meimarakis.

Meimarakis fue presidente del Parlamento de 2012 a 2015 y anteriormente llegó a ser ministro de Defensa en 2006. Un político de los de toda la vida. Lleva 41 años en política y 26 de ellos como diputado. 

El objetivo de Nueva Democracia es crear un gobierno de coalición con Syriza, basando esta alianza en el mantenimiento de una cierta estabilidad para el país. Una gran coalición a la alemana, ¿no es irónico? --Aclaración: la referencia "a la alemana" se basa en el Gobierno teutón formado por la CDU de Angella Merkel con el Partido Socialista--. Además, afirman, que son los únicos que apoyan la aplicación del último memorándum. La otra opción que quedaría, según ellos, sería el comunismo o el fascismo: el caos (y el Grexit).

La sola idea de pactar con Meimarakis y los suyos produce urticaria a los votantes de Syriza y Tsipras lo sabe. Ha afirmado en numerosas ocasiones que buscará  una alianza de izquierdas tras las elecciones.

4 Otros partidos

Sin duda, la batalla por ganar estos comicios se resume en un mano a mano entre Syriza y Nueva Democracia, pero los demás partidos serán importantes a la hora de llegar a acuerdos post electorales. Haremos ahora un breve repaso a las demás formaciones políticas que se presentan a las elecciones.

Ya hemos hablado de Unidad Popular. A su izquierda se encontraría el KKE. Un partido abiertamente comunista, liderado por Dimitrios Kutsubas y defensores de la salida del Euro, de la OTAN y la lucha contra los monopolistas.

También en la izquierda, pero cercano al centro encontramos al PASOK, un PSOE a la griega. Ha sido quizá el partido más importante de la democracia helena y hoy las encuestas no le dan ni el 10% de los votos. ¿Resurgirá de sus cenizas como el ave fénix o debemos despedirnos definitivamente de ellos?

A la derecha en el espectro ideológico nos encontramos con Nueva Democracia. Unos pasos más allá se encuentra Anel, el partido nacionalista conservador con el que formó gobierno Syriza en enero. Igual que sus socios de Gobierno, proclamaban el fin de la austeridad hasta que firmaron el tercer rescate. Aún más a la derecha de Nueva Democracia y Anel se posicionan los radicales de Amanecer Dorado. Autoritarios, xenófobos, misóginos, homófobos... algunos se encuentran actualmente en el Parlamento y otros en la cárcel.

No. No nos hemos olvidado de To Potami, pero sinceramente no nos atrevemos a posicionarlo en el eje izquierda-derecha. Un partido creado por un presentador de televisión y que oscila entre la ideología de su creador, el liberalismo y la socialdemocracia.

Promedio de sondeos elecciones griegas       Fuente: El Español "Promedio de sondeos elecciones griegas       Fuente: El Español"

5 Sistema electoral

Es importante tener una pequeña idea del sistema electoral griego. No sólo porque es bastante diferente al español, sino también por la existencia de ciertas curiosidades que ahora detallaremos.

El voto es obligatorio. Salvo en dos casos: mayores de 70 años y los que estén en el extranjero o a una distancia superior a los 200 km de su colegio electoral. Sin embargo, en la práctica no hay ninguna sanción que castigue a los que no acudan a las urnas.

El Parlamento griego está formado por 300 escaños, por lo que serán necesarios 151 para conseguir la mayoría absoluta. De estos 300, sólo 250 son tenidos en cuenta a la hora de dividir las cuotas de representación por distrito electoral. Los 50 restantes son otorgados al ganador de las elecciones. Es decir, si un partido político A consigue el 31% de los votos y el siguiente en la puja, el partido B, sólo alcanza el 28%, la distancia real en escaños entre ambos no debería ser muy amplia (pongámonos en 85 y 75), pero el A se llevaría automáticamente un extra de 50 escaños, por lo que finalmente obtendría 135.

Por último, la barrera electoral que han de superar las formaciones para acceder al Parlamento se sitúa en un 3%.

6 Apatía entre la población

Si algo caracteriza estos comicios y más concretamente la campaña electoral es la apatía generalizada entre la población. Tras la ferviente campaña de enero y el decisivo referéndum de julio, que movilizó a la población, el interés y la esperanza ante estos nuevos comicios han decaído estrepitosamente.

Cualquiera que sea el resultado tras las elecciones, los griegos (y no sólo ellos), parecen tener claro que el futuro de su país no está en manos de sus representantes, sino de una señora alemana llamada Angella Merkel y sus socios del Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional.

Comentarios