Buscar
Usuario

Noticias

Siete hombres golpean a una joven de 18 años por su orientación sexual en San Petersburgo

Una joven de 18 años ha sido víctima de una agresión homófoba en el centro de San Petersburgo. Siete hombres le han provocado una conmoción cerebral.

Siete hombres golpean a una joven de 18 años por su orientación sexual en San Petersburgo

Ekaterina Lysykh, una joven rusa 18 años, ha sido golpeada y agredida por siete hombres en el centro de San Petersburgo por su orientación sexual. Una agresión homófoba con la que se sigue corroborando la inseguridad con la que viven las personas del colectivo.

Una de las amigas de la agredida ha decidido contar en Twitter cómo las jovenes andaban por un parque mientras un grupo de siete hombres se acercó a ellas, acorralándolas y espetándoles comentarios ofensivos. Ante tal panorama, decidieron correr hasta la cafetería más cercana para pedir ayuda. Sin embargo, consiguieron agredir a la chica en pleno San Petersburgo a las diez de la noche. Dice que comenzaron a pegarla y adjunta fotos en las que se aprecia cómo le dejaron la cara, llena de moratones.

Ekaterina tuvo que ser trasladada en ambulancia | Fuente: Instagram "Ekaterina tuvo que ser trasladada en ambulancia | Fuente: Instagram"

Además, otra de sus amigas, que además estaba presente, ha detallado los hechos en Instagram: "Era una noche normal, unas amigas querían quedar un rato... Todo empezó cuando estábamos andando y siete tipos, aparentemente rusos, nos rodearon", cuenta. "Empezaron con las frases '¿Sois lesbianas?', '¿Queréis una polla?' Nosotras decidimos irnos, pero nos siguieron".

"La única salida era correr a un lugar público", añade, e indica que ella decidió correr a la cafetería más cercana, pero los hombres rodearon a dos de sus amigas, entre ellas Ekaterina. Cuando Alina (la otra amiga) intentó sacar un spray de pimienta, empezaron a golpearla. Ekaterina decidió ir a por ellos y finalmente la agredieron gravemente, ya que tuvo que llevársela la ambulancia con una conmoción cerebral y labio completamente roto.

Su amiga añade que, aunque vayan a ir a denunciar quiere difundir lo ocurrido porque quieren que "estos bastardos" sean castigados, y afirma que harán todo lo posible para conseguirlo.

La homofobia y el miedo

El pasado mes de julio San Petersburgo perdió una de las voces más destacadas en la lucha LGTBI rusa, Yelena Grigórieva, una activista que fue encontrada muerta en una calle al lado de su casa. Su cuerpo estaba cosido a puñaladas.

Yelena Grigóreva era una activista LGTBI a la que asesinaron en julio | Fuente: Facebook "Yelena Grigóreva era una activista LGTBI a la que asesinaron en julio | Fuente: Facebook"

La mujer, de 41 años, había recibido amenazas de muerte por su posicionamiento en defensa de los derechos humanos, por lo que desde un principio se supuso que se trataba de un crimen de odio.

Grigórieva era una asistente habitual a las manifestaciones por los derechos LGTBI y a veces su activismo provocó que fuera detenida por los antidisturbios. Los agentes del Comité de Instrucción detuvieron a una persona e investigaron un posible crimen doméstico, aunque tampoco descartaron que fuera un homicidio en grupo, ya que se la vio acompañada de una amiga y cuatro hombres horas previas a su muerte.

"Lena y su abogado se dirigieron a la policía para denunciar estas amenazas, pero no hubo una reacción destacable. Del estilo 'llama cuando te vayan a matar'. Pero a ella no le dio tiempo a llamar", denunció el activista opositor Dinar Idrísov en Facebook.

El asesinato coincidió, casualmente, con la inclusión de Yelena en una lista de posibles víctimas que un grupo homófobo llamado La Sierra contra LGBT, que publicó en internet un mensaje anunciando "regalos peligrosos y crueles"

Los sucesos que ocurren a diario, en Rusia y en el resto de lugares del mundo, muestran la necesidad de la persistencia de la lucha LGTBI, ya que el colectivo ve vulnerados sus derechos continuamente. 

Artículos recomendados

2 Comentarios

  • Más recientes
  • Mejor valorados