El pasajero negro agredido por vigilantes de Renfe va a denunciar

El pasajero negro agredido por vigilantes de Renfe va a denunciar

Asegura que el vigilante le pidió el billete "con una actitud muy sobresaltada y agresiva".

Noticias Nico Dámaso Nico Dámaso 13 Octubre 2018 16:25

En la tarde del 12 de octubre saltaba la noticia de un incidente ocurrido en la estación de Atocha de la red de Cercanías Renfe de Madrid. Varios vigilantes de la compañía agredieron y expulsaron a un viajero negro después de una discusión por negarse a mostrarles su billete. El agredido afirma que un agente se le acercó y le pidió sin ninguna razón aparente que saliese del vagón. 

"Caballero, bájese del tren" explica la víctima que le dijo el trabajador, "directamente, sin más". Según explica a El Diario, tiene intención de denunciar el incidente, que fue grabado casi en su totalidad por los viajeros que se encontraban en el mismo vagón. 

Después de que el vigilante le exigiera su billete de malas maneras y el hombre se negara a abandonar el tren, el agente activó la palanca de emergencia que detiene el tren, según confirman testigos presenciales. Fue entonces cuando el agredido explicó que también es vigilante y le recordó al grupo de seguridad que no era competencia de ellos comprobar su billete, sino de los revisores o la policía. 

"Le dije que no tenía ningún mecanismo para verificar si mi abono está en vigor, por lo que se estaba excediendo de sus funciones. Le saqué mi tarjeta de vigilante y se la enseñé". A lo que el trabajador le contestó: "Eres una puta mierda como compañero". Mientras tanto, algunos viajeros le pidieron al hombre que accedier y se bajara para poder continuar su camino.

Poco después, llegaron refuerzos de seguridad que lo sacaron a la fuerza del vagón. Ya en el andén, el grupo de vigilantes redujo a la víctima agresivamente mientras algunos pasajeros, incluso uno que se identifica como policía, recriminaban la actitud a los trabajadores.

Renfe alega que no hubo "razones racistas"

Este viernes, la compañía Renfe argumentaba que los agentes actuaron ante "la solicitud de viajeros que desde el andén no podían acceder al tren". Según la empresa, en el interior del vagón había un patinete que portaba el viajer, "que impedía la salida y entrada del vehículo". 

Sin embargo, el afectado sostiene:"En ningún momento se me dijo que era por el patinete o por otro motivo" y además admite que "de todo el bulo que se ha montado" se enteró ayer viernes por la mañana.

Renfe se mantiene en la defensa de la actuación de sus trabajadores, que sostienen se produjo como consecuencia de una infracción del pasajero que estaba molestando al resto. Comentan en sus redes sociales que la intervención no fue "en ningún caso por razones racistas o xenófobas".

Comentarios