Una nueva ley convierte a todos los habitantes de Países Bajos en donantes de órganos

Una nueva ley convierte a todos los habitantes de Países Bajos en donantes de órganos

La nueva ley de Países Bajos establecería que todas las personas donasen sus órganos cuando falleciesen, una normativa que lleva en vigor en Gales desde diciembre de 2015.

Ciencia Álvaro Valadés Martínez Álvaro Valadés Martínez 15 Septiembre 2016 17:25

'Sí, en caso de que no', es como se podría traducir la nueva ley que ha instaurado Países Bajos por la cual sus habitantes estarán supeditados a la donación de órganos tras su fallecimiento, a no ser que dejen constancia en vida de que no lo desean así.

Tradicionalmente, lo entendido por defecto en la ley es que los fallecidos conserven sus órganos y estos solo sean donados por deseo expreso de la persona. Pero en Países Bajos han querido darle la vuelta a las condiciones. De esta manera, todo el mundo sería considerado donante de órganos y, para salir de la lista, se debería realizar una solicitud específica.

75 de los diputados del Parlamento dieron el sí a esta propuesta que aún no está legalizada oficialmente, y 74 votaron que no. Una situación democrática en la que el sí gana, por escasísima diferencia, al no. Ahora la propuesta será trasladada a la cámara alta, donde tan solo 33 de los 38 asientos necesarios han manifestado ya su apoyo a la 'donación por defecto'.

La normativa de Países Bajos todavía debe ser aprobada por la Cámara Alta "La normativa de Países Bajos todavía debe ser aprobada por la Cámara Alta"

Según declaró el parlamentario holandés Pia Dijkstra a Dutch News, "cada año mueren 150 personas que podrían estar vivas si tuvieran un donante de órgano", por lo que la iniciativa supone un paso adelante en este sentido: "Son muy buenas noticias para todos los que están en una lista de espera".

Una ley pionera con precedente en Gales

A pesar de que Países Bajos es considerado uno de los países más liberales del mundo, no se trata de la primera ley de este tipo que se instaura en los últimos años en el mundo. El año pasado, concretamente, se abrió en Gales la misma propuesta de ley para establecer la donación de órganos por defecto. Por la cual, los mayores de 18 años que hubieran vivido en Gales durante más de 12 meses y que murieran dentro de los límites del país serían automáticamente considerados donantes, si en vida no hubieran patentado legalmente su deseo de no serlo.

La propuesta fue aprobada y entró en vigor el 1 de diciembre de 2015 con tan solo 86.000 personas (de un total de 3 millones) rechazando donar sus órganos. De momento esta norma no es definitiva en Países Bajos, aunque su aceptación supondría un salvavidas de enorme calibre para cientos de personas en lista de espera para un trasplante de órgano.

1 Comentario

  • Más recientes
  • Mejor valorados